Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

Bahía Blanca | Jueves, 30 de junio

A casi un año de la desaparición de Tehuel, su padre solicitó que su causa se investigue como un caso de trata

El 11 de marzo se cumplirá un año sin noticias del paradero del joven trans de 22 años. Los dos principales sospechosos fueron imputados por “homicidio agravado por odio a la orientación sexual”.

   El 11 de marzo se cumplirá un año de la desaparición de Tehuel, el joven trans de 22 años que fue visto por última vez en Alejandro Korn cuando fue a encontrarse con un hombre que le ofrecía trabajo. Tras 12 meses sin noticas de su paradero y con los dos principales sospechosos imputados por “homicidio agravado por odio a la orientación sexual”, el padre de Tehuel solicita que la causa se torne en un caso de trata.

   La desaparición se volvió una noticia de conmoción a nivel nacional y todos los meses se realizan marchas en pedido de aparición con vida de Tehuel y en reclamo de que la causa avance. El padre del joven se encuentra muy angustiado por la situación y decepcionado porque la justicia no tiene nuevas pistas acerca de su paradero. Asegura que la familia se encuentra “sola encarando la búsqueda”.

   Por otra parte, el hombre manifiesta que la justicia lo busca muerto desde un principio y por eso solicita la intervención de una fiscalía federal. Fuentes judiciales confirmaron que la causa fue elevada a juicio oral, pero que al no haber indicios nuevos sobre Tehuel no pueden hacer más rastrillajes.

   Ese 11 de marzo de 2021 Tehuel fue a encontrarse con Luis Alberto Ramos y Oscar Alfredo Montes en la casa de Ramos del barrio La Esperanza por un supuesto nuevo trabajo. Luego de varias horas la familia denunció en la comisaría que el joven había desaparecido y tras una serie de rastrillajes se constató que en la casa había ropa de Tehuel, un celular quemado y restos de sangre que coinciden con la muestra genética de un familiar. A eso se suma una foto que rectifica que él estuvo ahí. Aún así, los acusados niegan ser los responsables de su desaparición.

   “Muy probablemente ellos hayan tenido que ver con la desaparición de Tehuel. Pero ahora, un año después, se borró toda pista posible. Creo que es muy difícil que algún día encontremos a Tehuel”, expresó Andrés de la Torre, su padre.

   Actualmente, la causa está a cargo de la fiscala Karina Guyot, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Descentralizada de San Vicente y los sospechosos pasaron de ser acusados por “encubrimiento en concurso real con falso testimonio” a imputados por “homicidio agravado por odio a la orientación sexual” que prevé una pena de prisión perpetua.

   “Es muy duro que llegue esa fecha y no esté. Queremos saber dónde está. Lo que más quiero es que mi hijo aparezca”, expresó el padre. El viernes próximo se inaugurará un mosaico de Tehuel al cumplirse un año de su desaparición. La iniciativa surgió de un colectivo de mujeres artistas feministas que realizan diversas muestras con relación a temas de derechos humanos y luchas sociales. (NA)