Bahía Blanca | Viernes, 27 de enero

Bahía Blanca | Viernes, 27 de enero

Bahía Blanca | Viernes, 27 de enero

Un nuevo parque comienza a tomar forma en la ciudad

Se trata de la parquización de los terrenos ubicados entre las calles Drago y Brown hasta la terminal de ómnibus.

Fotos: Pablo Presti y Emmanuel Briane-La Nueva.

Por Mario Minervino / mminervino@lanueva.com

   Un espacio público de gran valor paisajístico comenzará a tomar forma en uno de los principales accesos a Bahía Blanca, en un sector que adolece de ese tipo de espacios verdes y un sitio que hace décadas espera una intervención de ese tipo. 

   Se trata de la parquización de los terrenos ubicados entre calles Drago y Brown, desde la rotonda de acceso de la ruta 3 Norte hasta la terminal de ómnibus.

   La obra es el resultado de la acción conjunta de la ONG Forestar Bahía, el municipio de Bahía Blanca y la empresa Viterra Argentina, cada una de las cuales asume un rol. El espacio llevará el nombre de César Milstein, el bahiense ganador del premio Nobel de Medicina 1984.

   El diseño y paisajismo del nuevo parque, cuyo inicio de obra está previsto para los próximos días, comprende la materialización de cortinas forestales mediante la colocación de plantas ornamentales, que embellezcan ese ingreso a la ciudad, aportando variedad de colores y texturas para las distintas épocas del año y, al mismo tiempo, generen sombra y reparo de los vientos. 

   Se plantarán unas 300 ejemplares de entre 4 y 5 años, un desarrollo importante, con portes de hasta 4 metros.

   Las especies elegidas son Tilos, Fresnos Americanos, Crespones, Jacarandás y también plantas nativas, como la Cina Cina, Barba de Chivo y Salvias, entre otras. 

   El lugar contará además con senderos de hormigón y un adecuado mobiliario urbano de bancos, bicicleteros, juegos y luminarias. Además incluirá una instalación de riego que garantice el mantenimiento de la vegetación durante todo el año.

   De acuerdo al cronograma acordado entre las partes, la plantación quedará concluida en un plazo estimado de 35 días. Cumplida esa tarea comenzará la municipalidad su parte del proyecto, con la construcción de las veredas y la colocación del equipamiento. 

Los actores

   Si bien la comuna planteó en 2017 la idea de generar un parque en este lugar, la propuesta jamás se concretó. Este año la ONG Forestar Bahía, que viene trabajando desde hace tiempo en distintos espacios verdes locales, puso su atención en este sitio, para lo cual inició gestiones ante las autoridades comunales y se centró en la búsqueda de privados interesados en sumarse a la iniciativa.

   Oscar Ottonello, integrante de Forestar Bahía, explicó a La Nueva. que hace tiempo que esa ONG viene trabajando en una planificación para mejorar las condiciones de distintos paseos de la ciudad.

   “Uno de los lugares que pensamos que era necesario intervenir es el acceso por la ruta 3 Norte, que une las dos ciudades importantes como Bahía Blanca y Punta Alta. Es el ingreso a la terminal de ómnibus y es parte de un sector con una importante necesidad de contar con cortinas forestales y mejorar su entorno”, señaló.

   El proyecto fue realizado de manera conjunta entre la ONG y el área de Espacios Públicos del municipio. En tanto, la firma Viterra hará el aporte económico para la adquisición de los árboles.

Para preservarlo

   La primera intervención, que comenzará a desarrollarse la semana entrante, será una perforación que garantice la provisión de agua.

   “Dado que se trata de una inversión importante en especies arbóreas y para acelerar los tiempos de consolidar las cortinas forestales, tanto Viterra, como el municipio y nuestra ONG  coincidimos en que es vital la provisión de agua. Eso se hará mediante una perforación, una estación de bombeo con jaula antivandálica y un sistema de riego por goteo”, amplió.

   Precisamente el tema del vandalismo es algo que siempre preocupa en este tipo de intervenciones, tanto por el robo de las instalaciones destinadas al riego como por la rotura de los ejemplares arbóreos.

   “Es un problema que se verifica en distintos sectores y aspectos de la ciudad. No obstante estamos esperanzados en que una concientización sobre la importancia y el rol de la forestación limiten esas acciones. La idea es hacer reuniones con los vecinos y con instituciones educativas y religiosas para que colaboren en el cuidado del parque, que se sumen al compromiso de cuidarlo”, explicó.

La articulación

   Para Forestar Bahía es imprescindible articular acciones entre los sectores públicos y privados para desarrollar de este tipo de emprendimientos. Por eso insisten con su tarea de interesar a distintas empresas a involucrarse en este tipo de emprendimiento a partir de sus programas de responsabilidad social empresaria. 

   “Nos relacionamos en forma permanente con empresas de Bahía Blanca y algunas a nivel nacional para que se sumen a estos proyectos. En este caso fue Viterra, una multinacional presente en muchos países, continuadora en nuestra ciudad de la ex Oleaginosa Moreno, la que recepcionó nuestra inquietud y luego de un intercambio de ideas y propuestas concretó un convenio con nuestra ONG, asumiendo la financiación del proyecto", señaló.

Inicio de los trabajos de perforación para disponer de agua para el riego

   Y agregó: "No solo agradecemos su aporte sino que, visto esta experiencia, invitamos a otras firmas a sumarse a este tipo de obras que son de mucha importancia para la ciudad, en beneficio de sus habitantes, a la calidad del medio ambiente, a una cuestión relevante como es el calentamiento global y a la necesidad de reducir la huella de carbono”.

Lo que sigue

   Forestar Bahía viene realizando un significativo trabajo en el parque Campaña al Desierto, en Avenidas Fortaleza Protectora Argentina y Alberto P. Cabrera, “el mayor parque del último siglo”, según señalan, y también en lugares que consideran faltos de árboles y necesitados de tareas de puesta en valor.

   “Somos una ONG jurídicamente constituida y declarada entidad de bien público por el municipio, con ejecutividad para desarrollar este tipo de proyectos con la participación de profesionales y un manual de procedimientos para continuar plasmando este tipo de proyectos junto con municipios y empresas”, detalló.

   En el caso de Viterra se trata de una empresa líder en el mundo, con una red agrícola integrada que conecta productores y consumidores con productos sustentables y de calidad controlada.

   Ocupa más de 18.000 empleados en 37 países, con activos de almacenamiento, procesamiento y transporte.