Informe del CREEBBA

Séptimo bimestre consecutivo con saldo negativo para las empresas de Bahía

24/3/2019 | 07:00 |

El comercio y la industria no salen del pantano. El sector de servicios sí tuvo un leve repunte, en el primer bimestre de 2019. Las expectativas para el futuro cercano no son las mejores.

Por Maximiliano Allica / mallica@lanueva.com

   Si bien el bimestre enero-febrero de 2019 mostró una leve mejoría respecto de los dos últimos meses de 2018, se trata del séptimo en fila con resultados generales negativos en la actividad económica de las empresas de nuestra ciudad.

   Así lo expresa el último Informe Económico Regional (IER) del Centro Regional de Estudios Económicos de Bahía Blanca-Argentina (CREEBBA), que expone que, respecto del bimestre anterior, un 12% de los consultados se encontró en una buena situación, un 21% en una mala situación y un 67% no presentó cambios dentro de un contexto general adverso.

   Si se compara enero-febrero de este año con igual lapso de 2018, un 9% de los encuestados dijo estar mejor, un 23% peor y un 68% sin mayores cambios.

   Otro dato relevante está vinculado con las expectativas de cada sector. “Los empresarios mantienen una postura desalentadora por sexto bimestre consecutivo”, consignó el CREEBBA.

   Acerca de las perspectivas generales, más allá del sector donde se desenvuelve cada consultado, ya se acumulan 14 meses de postura pesimista.

   “Al realizar un análisis desagregado puede comprobarse que Comercio e Industria revelaron disminuciones en sus montos de facturación mientras el sector Servicios presentó un leve repunte en relación al bimestre anterior”, señaló el IER.

   Al desmenuzar diferentes actividades, el rubro Vehículos exhibió un aumento de patentamientos de autos 0km de un 54,8% respecto del bimestre final de 2018, pero si se lo coteja con enero-febrero del año pasado se observa una caída pronunciada del 48,3%.

   Donde sí hubo algún dato positivo es en las transferencias de autos usados, que subieron un 4,9% contra el bimestre anterior y un 5,1% en relación al mismo período del año anterior.

   “Las concesionarias locales plantean que la situación es recesiva. Manifiestan escasas operaciones, las que a su vez califican como malas producto de la escasa o nula rentabilidad, y altas tasas de interés que dificultan el acceso al financiamiento tanto para las empresas como los potenciales compradores, provocando que las ventas a crédito continúen cayendo”, subrayó el CREEBBA.

   Agregó que los consultados notaron una marcada baja en la cartera de clientes de planes de ahorro y que tienen expectativas de ventas para 2019 de 200.000 unidades menos a nivel nacional. A su vez, los precios que imponen las terminales permanecen a la suba.

Indumentaria, artículos del hogar y más

   En el rubro Indumentaria las encuestas reflejaron que la situación no varió respecto de la mala tendencia que venía de arrastre, mientras que en Jugueterías se notó un menor nivel de ventas en enero, un mes habitualmente fuerte por el Día de Reyes. En febrero el movimiento resultó todavía más débil, de los peores de los últimos años.

   En Artículos para el Hogar se presentaron quejas por la ausencia de importación de productos. “La inferior calidad y costo superior de alternativas de fabricación nacional dificultan su reemplazo”, indicó el estudio.

   Más aún: se percibieron duras quejas por la alta presión fiscal que deriva en bajos márgenes de rentabilidad. Calificaron a la situación como agobiante.

Dificultades en el sector inmobiliario

   Los actos de compraventa en el primer bimestre (216 en total, según el Colegio de Escribanos) se desplomaron un 54% en términos interanuales, merma que ascendió al 75% si se compara con el bimestre final de 2018.

   Si se toma el segmento de hipotecas, entre este enero y el anterior el derrumbe fue del 92%. Contra diciembre, la caída dio 44%.

   Al analizar las expectativas, el 33% cree que el futuro inmediato será peor y el 67% espera que la actividad se mantenga en los números actuales, es decir, un escenario complejo.

   Donde sí se advirtió estabilidad fue en los alquileres, con mayor movimiento en los departamentos de un dormitorio, funcionales y cocheras.

   “Los empresarios del sector creen que la recesión continuará, asociada a una alta tasa de inflación. Y es probable que el precio en dólares de las propiedades disminuya”, concluyó el IER.

En la región, similar panorama

   El CREEBBA también relevó al comercio, la industria y los servicios de Punta Alta, Coronel Dorrego, Coronel Pringles, Pigüé y Puan.

   “Las expectativas generales reflejan una visión negativa de lo que sucederá en el mediano plazo. Por otra parte, el nivel de ventas mostró un descenso respecto de noviembre-diciembre de 2018. Los empresarios no aguardan mejoras en las ventas mientras los salarios de los consumidores no igualen el nivel de inflación”, resaltó el análisis.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias