Bahía: fallo judicial sobre menores en los boliches ¿hay controles?

6/10/2019 | 06:30 |

Por la presencia simultánea de un joven de 17 con mayores ordenaron clausurar por 15 días el local del Club Universitario.

   De quedar firme el fallo que dictó estos días la justicia local, el boliche del Club Universitario será clausurado por 15 días y sus autoridades tendrán que pagar una multa de 8 mil pesos.

   La madrugada del 18 de marzo del año pasado, una inspección de rutina detectó la presencia simultánea de menores y mayores en el lugar, algo que está prohibido por ley.

   La justicia en lo Correccional -primera instancia- le había impuesto al club una pena mayor (10 mil pesos y 30 días de cierre) porque un chico de 17 años fue encontrado por los inspectores con un vaso de cerveza, aunque para la Cámara Penal no quedó debidamente probado que se lo hayan vendido a él y desde ese punto de vista fueron desvinculados.

   La sanción recayó en la persona de Felipe Alonso, secretario de la institución y quien esa noche atendía el local, con lo cual tenía la facultad de decisión y control sobre el lugar de esparcimiento.

   La presencia de al menos un menor en forma simultánea con mayores quedó definitivamente probada con la declaración del joven, identificado en la causa como T., y los testimonios de otros concurrentes.

   Alonso se justificó y dijo que el salón tiene capacidad para 3.400 personas y que el hecho de haber encontrado un solo menor "habla del interés de parte de la comisión para que esto no ocurra...".

   Sin embargo, T. le restó entidad a su versión al mencionar que esa madrugada ingresó 1.45 por la puerta principal, con 4 amigos mayores y que le cobraron la entrada de 70 pesos y no le pidieron el DNI.

   Más allá de la medida judicial dispuesta por la Sala I de la Cámara -que seguramente quedará firme en los próximos días y obligará al cierre temporario del local, como ya sucedió con otros boliches de la ciudad- el caso permite profundizar la discusión sobre un tema recurrente: ¿hay controles en la noche bahiense? ¿quién debe hacerlos? ¿es suficiente el marco legal?

"Crecen las fiestas particulares"

   Casi instalado como una costumbre social, los chicos de 16/17 buscan por distintos medios -usando el DNI de amigos o familiares- ingresar en los boliches a horarios no permitidos. A veces lo logran y a veces no. 

   En Bahía, según informó el secretario de Seguridad municipal, Emiliano Álvarez Porte, se realizan controles de nocturnidad desde 2016.

   De 3 a 5 cada fin de semana, preferentemente los sábados, a través de inspectores del Grupo de Prevención Comunitaria (PreCom).

   Por proyecto de la citada secretaría ese año también se creó la oficina de Nocturnidad, que tiene por objetivo la acción preventiva y promover el cumplimiento voluntario de las normativas vigentes, con la colaboración de un comité técnico que asesora y coordina.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   "Si estamos nosotros en la puerta (de las discos) no ingresan. Se hacen inspecciones y no encontramos (menores con mayores) con asiduidad", sostuvo el secretario.

   Sin embargo, cuanto más rigurosos son los controles a boliches "crece la cantidad de fiestas particulares", de orden clandestino, según confirmó Álvarez Porte. 

   En esos casos trabajan de manera articulada con la Policía, Fiscalización, PreCom y Saneamiento Ambiental. En caso de denuncias al 109, se activa un protocolo.

Qué permite y qué prohíbe el marco legal

Horario. La ley 14.050 prevé que los boliches abrirán sus puertas hasta las 2 y terminarán sus actividades 5.30 o, por excepción, 6.30. También ordena que todos los establecimientos tengan cámaras en sus accesos y egresos. 

Alcohol. En cuanto al alcohol, prohíbe la venta en vasos que superen los 350 mililitros de capacidad y ordena el cese de la venta a las 4.30. También prohíbe la comercialización de bebidas energizantes y/o suplementos dietarios. 

Comercios. La ley 12.547, en tanto, prohíbe la venta de bebidas en distintos comercios entre las 21 y las 10 y entre las 23 y las 10 entre el 1 de diciembre y el 30 abril. 

"Canilla libre". La ley 12.547 prohíbe, además, los concursos con bebidas y la modalidad "canilla libre" (entrega ilimitada en forma gratuita o por pago previamente concertado).

Menores. Los menores podrán concurrir a este tipo de lugares entre las 17.30 y las 23 y no podrán hacerlo en forma simultánea con mayores de 18.

Multas. Estas infracciones estipulan multas de mil a 500 mil pesos según el caso y hasta 5 y 180 días de clausura. En caso de reincidencia, puede haber clausura definitiva. 

Recaudación. Lo recaudado se destina al REBA (El Registro Provincial para la Comercialización de Bebidas Alcohólicas), a los municipios donde se detectan las infracciones y, en menor medida, a un área para solventar proyectos educativos y preventivos.

Registro. El REBA se creó por la ley 13.178. El ente cobra un canon anual a los negocios habilitados a vender bebidas alcohólicas. Esos recursos se destinan a funciones de fiscalización y control así como a programas de educación y prevención de las adicciones.

 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias