TORNEO NACIONAL DE ASCENSO

Un Mono que terminó siendo el protagonista en Monte Hermoso

29/10/2015 | 00:49 | Matías Fioretti sacó la cara en el peor momento y se lesionó (rodilla izquierda) cuando terminó el juego. Triunfo local ante Deportivo Viedma: 78 a 72. Mañana recibirá a Huracán (Trelew). Fernando Rodríguez / Enviado especial a Monte Hermoso

Fuerte. Starke intenta armar el lanzamiento pese a la oposición de Centeno. Observa Peralta. Monte triunfó en su campo.

El festejo final en el debut de Monte Basket se ahogó con el resbalón y golpe en la rodilla izquierda de Matías Fioretti quien, paradójicamente, había sido la figura en el triunfo ante Deportivo Viedma por 78 a 72, en el debut como local en el en la Zona Sur del TNA.

Fue curioso el inicio de juego: dos recuperos de Monte y dos triples de Román González. Un alerta para la visita, que iniciaba defendiendo personal y se hundía en zona. De alguna manera le dio resultado, porque el local después erró los seis triples que probó, más allá de que Starke aprovechó la caída en el pick and roll para anotar y Cassinelli fue una alternativa de gol.

De todos modos, la defensa fue lo que le dio de comer a Monte, que recuperó siete pelotas, conteniendo Fioretti a Cutley y alejando al resto del cesto.

En base al sacrificio atrás fue que Monte dejó en 10 puntos a los rionegrinos en el segundo cuarto, favorecidos por el 0-7 en t3 de Viedma. Mientras que adelante Lucas Ortiz apareció como una amenaza constante tirando o rompiendo. Así el rojo sacó la máxima de 17.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

Con mayor compromiso defensivo, la visita estampó un parcial de 8-0 al regreso del vestuario.

Con la conducción de Franco, sumado a los rompimientos de Bazani y Cutley empujando más abajo, la visita complicó cada vez más.

En Monte, tanto Román como Starke salieron de escena, apareciendo Ortiz para atacar la defensa zonal y otra vez 17 arriba. Eso sí, lo que parecía mucho se transformó en poco cuando Franco, Bazani y Ledesma, uno atrás del otro, anotaron de tres.

Potenciado en defensa, Viedma pudo correr, metió un parcial de 14-2 y mostró lo mejor en conjunto.

Enfrente, Monte, sin juego colectivo, encontró respuesta individual en Fioretti, quien anotó 14 puntos (de los 19 del equipo) en el último cuarto, más allá que la preocupación, con su golpe, le ganó al festejo de Monte en el debut. El Mono terminó siendo el protagonista.

“Me hubiera gustado festejar”

Matías Fioretti defendió a Scott Cutley, fue figura ofensiva y se lesionó.

“Me hubiera gustado festejar en el final”, dijo el Mono, ya más calmo tras la ducha y el hielo en la rodilla izquierda.

“Tengo la rodilla firme. No son ligamentos cruzados ni nada grave. Veremos mañana (por hoy). Ya está, cosas que pasan”, se resignó.

Monte sumó la segunda victoria en tres partidos.

“Tal vez había un poco de ansiedad, por ser el primero en casa. Se ganó bien, dejando al rival por debajo de los75 puntos”, entendió Fioretti.

Monte cuenta con variantes. “Hoy (por anoche) me tocó a mí. Lo bueno es que si bien es un equipo más corto que otras temporadas, tenemos gol en todas las posiciones. Hay que aprovechar al que está mejor”, señaló.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias