Bahía Blanca | Lunes, 27 de junio

Bahía Blanca | Lunes, 27 de junio

Bahía Blanca | Lunes, 27 de junio

Conte explicó que en Bahía el Polo Obrero maneja planes sociales y pide aportes voluntarios

El referente del Polo Obrero local dijo que hay una persecución del gobierno a los movimientos sociales y sostuvo que se piden aportes voluntarios a los beneficiarios de planes para gastos de organización, pero que no los obligan a ir a marchas.

   El referente del Polo Obrero en Bahía Blanca, Néstor Conte, sostuvo hoy que tienen el manejo de unos 300 planes sociales en nuestra ciudad y que los beneficiarios hacen aportes voluntarios que se utilizan para gastos de esa organización social.

   Al mismo tiempo y en diálogo con "La Nueva" negó que obliguen a esos beneficiarios a asistir a movilizaciones o a realizar otras actividades a cambio del cobro de esa ayuda social.

   Esta mañana se dio a conocer que el gobierno nacional le quiere quitar a esa organización unos 180 mil planes en todo el país y, entre otros detalles, se difundió que de esas ayudas, que rondan los 20.000 pesos, los beneficiarios hacen un aporte de unos 400 pesos.

   "Manejamos unos 300 planes sociales y pedimos aportes voluntarios porque a diferencia de otros movimientos de desocupados vinculados al Estado tenemos gastos de funcionamiento que hay que cubrir", explicó Conte.

   "Los gastos de nuestra organización van para el alquiler del local donde guardamos comida, para costear algún viaje cuando hay movilizaciones o se compran garrafas o se paga el teléfono para hacer todo el trabajo administrativo que se debe realizar", sostuvo.

   "Funcionamos con asambleas en localidades con delegados que determinan cuáles son los pasos a seguir ante diferentes temas y después se comunican a los beneficiarios. De todas formas no obligamos a nadie a ir a marchas y siempre repartimos en la semana todas las ayudas que llegan: quien tenga dudas puede acercarse a nuestro local y ver cómo se trabaja", dijo Conte.

    La medida que tomó el gobierno pretende transferir esos planes del programa Potenciar Trabajo a gobernadores e intendentes y surge como efecto de auditorías que viene realizando Desarrollo Social, que revelaron irregularidades dentro de las organizaciones sociales que ofician de intermediarias entre el Estado y el beneficiario. 

   Y se da pocos días después de que se denunciara que el Polo Obrero le cobra un 2% del ingreso que percibe cada uno de los beneficiarios que reporta a esa organización. Teniendo en cuenta que son $ 19.450 por mes, serían unos $ 390 que se le sacan a las 60.000 personas que cobran a través de la organización piquetera. El cálculo mensual da $ 23,4 millones que dejarían de cobrar los beneficiarios y le ingresan al partido.

   Dentro del enorme universo de planes, el Polo Obrero es uno de los que más recibe, al igual que Barrios de Pie, que cuenta con otros 60.000 beneficios. Los líderes de ambos grupos piqueteros son Eduardo Belliboni y Silvia Saravia, respectivamente, y de todo el frente Unidad Piquetera que también integran otras agrupaciones de izquierda que reciben planes y se manifiestan en contra del Gobierno a través de acampes o cortes de la avenida 9 de Julio.

   Los dos vienen marchando de manera sistemática contra el Gobierno y estuvieron presentes en la álgida reunión de la tarde-noche del miércoles en Desarrollo Social, que terminó con cuarto intermedio pero que previamente tuvo discusiones que llegaron a los gritos cruzados entre organizaciones y funcionarios ejecutivos, liderados por el ministro Juan Zabaleta y el secretario Gustavo Aguilera. Cuando se habló de las auditorías, desde las organizaciones cuestionaron que "vienen a empiojar la reunión y el reclamo".

Fuente: "La Nueva y Clarín"