Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

Bahía Blanca | Martes, 29 de noviembre

En Olimpo están convencidos: los mejores “refuerzos” son Ledesma y Ham

El libro de pases del Federal A continúa abierto, aunque en el aurinegro no piensan en incorporaciones. “Volvieron Pepe y el Turco, dos jugadores que conocemos y que van a potenciar el buen andar del equipo en el torneo”, manifestaron desde las entrañas olimpieneses. Ambos futbolistas dejaron atrás una prolongada rehabilitación por sus lesiones de rodillas.

 

Fotos: Archivo-La Nueva.

Por Sergio Daniel Peyssé / peche1503@hotmail.com

Instagram: @sergiopeysse

Twitter: @elpeche1973

(Nota publicada en la edición impresa)

   “¿Refuerzos? Para nosotros no es indispensable, traer por traer no tiene sentido, si surge alguna posibilidad tiene que ser un jugador muy interesante, alguien al que no se le pueda decir que no”.

   Alfredo Dagna, presidente de Olimpo, analiza el presente del conjunto aurinegro con la tranquilidad de saber que esta vez no hay cabos sueltos y que la posibilidad de soñar con el ascenso se potencia día a día y partido tras partido.

   “No existe esa desesperación por sumar gente, el grupo goza de buena salud y los que están vienen demostrando que nos podemos ilusionar tranquilamente”, señaló el titular del actual líder de la Zona Sur del Federal A, meneando su cabeza lentamente y pidiendo la palabra otra vez para no olvidarse lo que para el club y todos sus hinchas es fundamental de cara a lo que vendrá.

   “Pará, pará... Las incorporaciones más importantes que podemos llegar a hacer son las de Diego Ledesma y Ezequiel Ham, quienes se recuperaron de sus lesiones y ya están entrenando a la par del plantel”, confirmó le “presi”, dándome el pie para meterme de lleno en la nota que más impacto puede generar hoy en el mundo olimpiense: el regreso de Pepe y el Turco a la actividad, al fútbol oficial, al lugar donde cualquier jugador profesional quiere estar, en la cancha y con la pelota rodando a su alrededor.

   Antes, la reseña de lo que el tiempo de rehabilitación (incluyó dos días de tareas en la playa de Pehuen Co, siempre bajo la atenta y eficaz supervisación del fisioterapeuta Juan Blasco) de ambos nos dejó...

   Diego Ledesma sufrió la rotura del ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda el 29 de agosto de 2021, en San Juan, en un partido frente a Desamparados (fue 2-2). En nuestra ciudad fue intervenido quirúrgicamente por el doctor Alberto Tulli y volverá a hacer fútbol de manera oficial hoy a la tarde, cuando Olimpo se mida con Huracán por la Primera local. Disputará, como mínimo, dos fechas con el conjunto de Gastón Sancho en la Liga del Sur.

   A Ezequiel Ham se le cortó el ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha el 18 de septiembre de 2021 (1-0 sobre Camioneros en el estadio Roberto Carminatti), una lesión que se le repite por segunda vez en la rodilla de esa misma pierna.

   Lo operó en Capital Federal el médico José Artese y el fin de semana que pasó jugó sus primeros 45 minutos oficiales (fue reemplazado en el entretiempo) en el certamen doméstico (0-3 contra Bella Vista). Deberá seguir sumando ritmo al menos 15 días más, tiempo que calcula el cuerpo técnico del Federal A para que retome su plenitud al más alto nivel.

   Como si fuera una burla del destino, el 18 de septiembre de 2015, Ham, actuando para Argentinos Juniors, recibió una dura patada de Tevez que le generó una triple fractura expuesta de tibia y peroné en la pierna izquierda.

   Bien, aunque para ellos no fue nada grato retroceder en el tiempo y referirse al duro proceso de recuperación --es más que entendible--, les prometí tres preguntas: 1) ¿cuánto fluctuó el estado de ánimo en el prolongado período de reintegración?, 2) ¿sienten que van a “reforzar” a este Olimpo puntero y demoledor? y 3) ¿hay un cierto temor o se les aparece algún tipo de imagen que no quieren recordar en esta vuelta al ruedo?

   El primero en contestar fue el centrodelantero formoseño, goleador del equipo en la temporada 2020-2021.

   1) “El momento más duro es cuando estás solo en tu casa sin poder hacer nada porque al mínimo movimiento la rodilla empieza a doler. Es inevitable pensar mucho y hacerte la cabeza. Los días no se pasan más y el tiempo te parece eterno, hasta que volvés a ir al club y todo cambia, porque te sentís jugador otra vez y el momento del regreso a las canchas lo empezás a sentir cerca”.

   2) “No sé si me considero un refuerzo, necesito ponerme bien para estar a la par del grupo y sumar desde el lugar que me toque. Siempre fui un tipo positivo y de remar para adelante”.

   3) “¿Miedo? No, ya me saqué ese fantasma de encima. Volví a ser el de antes, siento que la pierna está firme, corro de un lado al otro, me tiro al piso y no me molesta”.

   “Eze” ya supo convivir con esta lesión, por eso su buen estado de ánimo y el optimismo le permitieron retornar en menos de 9 meses.

   1) “Es mi tercera lesión grave, pero qué se le va a hacer, acá estamos. Bajones hay siempre, pero es clave estar fuerte de la cabeza y no contagiarse de malas energías. La rehabilitación anterior fue parecida a esta, se te cruzan ciertas ideas, atravesás momentos complejos, pero a mi nunca se me fueron las ganas de dejar el fútbol. Mi familia fue el punto de apoyo para que yo pueda pelear y ganarle a cualquier adversidad”.

   2) “En la temporada anterior fui importante para el equipo, aunque el hecho de considerarme un refuerzo después de una lesión tan seria lo dejo a criterio de cada uno; no sé como tomarlo. Hoy Olimpo está muy bien y mi entusiasmo pasa por volver de la mejor manera”.

   3) “El sábado que pasó jugué medio tiempo en la Liga y me sentí con confianza, pleno, sin miedo al roce. Sueño con volver y que el Carminatti esté lleno, tal como viene aconteciendo en este torneo, donde la gente está tan ilusionada como el plantel. Sería muy lindo y motivante”.