Bahía Blanca | Domingo, 26 de junio

Bahía Blanca | Domingo, 26 de junio

Bahía Blanca | Domingo, 26 de junio

Primer trimestre histórico para los puertos de Bahía Blanca y Quequén

Ambas estaciones marítimas bonaerenses lograron cifras récord fundamentadas, sobre todo, por el movimiento cerealero.

Adrián Luciani
aluciani@lanueva.com

   No caben dudas del impacto positivo que tuvo, y sigue teniendo, la bajante del río Paraná en los puertos de Bahía Blanca y Quequén. 

   Este fenómeno natural, que pronto habrá cumplido tres años castigando a las terminales cerealeras de Up River, no hizo más que incrementar el completamiento de bodegas en ambas estaciones marítimas bonaerenses, sobre todo en el caso de la bahiense.

   Y si bien el río viene recuperando niveles, la coyuntura imperante en el Gran Rosario seguramente se extenderá hasta pasado el otoño, según coinciden los especialistas.

   En el caso de Bahía Blanca, las terminales han sabido estar y siguen estando a la altura de esa mayor demanda logística, continuando con una sorprendente tendencia a seguir batiendo récords operativos.

   Esta semana el Consorcio de Gestión dio a conocer cifras de un nuevo récord de movimiento de cargas logrado en el estuario bahiense.

   En tal sentido, se informó que durante el primer trimestre del año las cargas movilizadas constituyeron un nuevo hito, alcanzando 6.926.780 toneladas, máximo histórico que refleja una suba del 16 % con respecto a igual período en el 2021.

   En tanto, en el complejo compuesto por los puertos de Ingeniero White y Puerto Galván también se alcanzó una marca sin precedentes: 4.519.618 toneladas.

   El movimiento logístico de los primeros 90 días del año involucró a 222 buques, 83.584 camiones y 14.178 vagones y en ese lapso de tiempo se emplearon 7.454 jornales de estiba.

   También se estableció un nuevo un récord histórico de movilización de granos con 3.050.540 toneladas, lo que refleja una impactante suba interanual del 40,1%.

   “Los números confirman que vamos en el camino correcto. Tenemos que seguir trabajando con toda nuestra energía para seguir ganando mercados, mejorando nuestra competitividad y planificando las obras para seguir creciendo”, dijo Federico Susbielles, presidente del ente portuario.

   “No tengo dudas que tenemos todo para ser el puerto del futuro de la Argentina“, agregó.

   Los principales productos cerealeros que protagonizaron esta significativa cifra tuvieron al maíz como grano estrella, al crecer un 61 % con respecto al 2021 y constituir una nueva marca histórica de 1.225.948 toneladas movilizadas.

   El  trigo le siguió con 1.376.000 toneladas y la cebada con 448 mil toneladas embarcadas.

   Como se informó oportunamente, gracias a estos resultados, el puerto de Bahía Blanca logró trepar al séptimo lugar entre los complejos agroexportadores del mundo.

   Pero más allá del protagonismo que tienen los cereales, hace muchos años que la estación marítima local ha logrado una muy aceptable diversificación de cargas.

   Por eso, continuando con el desagregado de productos y subproductos movilizados en este primer trimestre récord, también hay que mencionar que por el lado de los inflamables y petroquímicos se movilizaron 734.338 toneladas.

   En tanto, el movimiento de carga general -contenerizada y de proyecto-, alcanzó las 629.723 toneladas y el pescado movilizó 422 .

   En el caso de Quequén, durante los primeros tres meses de 2022 registró la mejor marca trimestral de su historia con la operación de 2.315.844 toneladas.

   El presidente del Consorcio de Gestión del Puerto, Jorge Alvaro, resaltó que “se trata de un 20 por ciento más que en los años récord de 2012 y 2016, cuando se comercializaron a través de la estación marítima 1.917.135 y 1.920.246 toneladas respectivamente; y 420 mil toneladas más que en el mismo período de 2021, un 22 por ciento”.

   Las 68 operaciones se concretaron durante enero con 933.426 en 28 embarques; en febrero, 720.482 toneladas en 22 buques; y en marzo, 661.936 toneladas en 17 graneleros.

   La principal mercadería exportada fue la cebada con 1.376.868 (1.030.550 forrajera y 346.318 cervecera; seguida por el trigo ( 780.629) y el maíz (61.093). 

   En cuanto a los subproductos, zarparon 38.640 toneladas de aceite de girasol y 13 mil de aceite de soja; y 34.602 de harina de soja.

   Respecto del movimiento de importación de fertilizantes, 2 buques descargaron 11 mil toneladas de UAN.