Bahía Blanca | Domingo, 03 de julio

Bahía Blanca | Domingo, 03 de julio

Bahía Blanca | Domingo, 03 de julio

3 herramientas tecnológicas para mejorar la productividad

El menú de herramientas tecnológicas para mejorar la productividad es bien variado: documentos compartidos, mensajería instantánea, y hasta muy buenas plataformas que se ofrecen para desarrollar un diagrama de flujo online.

Foto de Isaac Smith en Unsplash

   Todos quieren -todos queremos, en realidad-  ser más productivos. La productividad, entonces, no es más que mejorar la producción. Y aquí, se refiere al trabajo; a la capacidad de producir. El menú de herramientas tecnológicas para mejorar la productividad es bien variado: documentos compartidos, mensajería instantánea, y hasta muy buenas plataformas que se ofrecen para desarrollar un diagrama de flujo online.

   Si bien lo profuso y casi infinito de este menú parece virtuoso, no necesariamente otorga el máximo provecho. Y no es porque estas herramientas no simplifican la vida de los usuarios. De hecho, las herramientas para mejorar la productividad ayudan mucho. Sucede que, en ocasiones, la amplia oferta genera un exceso de información que puede complicar las cosas.

   Basta con buscar en internet, realizar una búsqueda en Google, para conseguir una lista de soluciones prácticamente infinitas. Se trata, pues, de entender bien lo que se necesita en el momento determinado. Por más llamativa que sea una herramienta, o porque “todo el mundo” la utilice, no implica que sea la que se ajusta a las necesidades presentes.

   Por todo esto, este artículo se propone un repaso de algunas herramientas tecnológicas para mejorar la productividad.
 

3 buenas herramientas tecnológicas para mejorar la productividad 

Slack (una herramienta para estar bien comunicados)
 

   Si bien se trata de un servicio de mensajería instantánea, hoy por hoy, es posible considerarlo mucho más que eso. Por caso, porque puede conectarse con otros bots, softwares, herramientas y programas como Trello, Google Drive o Gmail (además de otras).

   Su gran utilidad radica en que agiliza la comunicación interna. ¿Por qué? Porque facilita la creación de canales y grupos, de mencionar a todos los miembros del equipo de trabajo o programar avisos y distintos recordatorios.

   Slack, así, termina casi por ser un organizador. Es un puntal para la comunicación interna de las empresas y aliviana el día a día; mucho más, en tiempos de trabajo híbrido o home-office.
 

Trello (una herramienta que, además de la productividad, mejora la gestión y la planificación)
 

   Pensado como un software para organizar y administrar proyectos, Trello ha trascendido y es tan útil como utilizado en todo el mundo cuando de trabajar en equipo se trata. Por trabajo en equipo debe entenderse, fundamentalmente, trabajo de equipos multidisciplinarios. Por caso, administración, comunicación, marketing, programación y más. Su gran aporte es conocer qué está llevando a cabo cada integrante del equipo en tiempo real. Esto es, conocer el estado de las tareas individuales que hacen al suceso del trabajo global. 

   ¿Qué diferencia a Trello? Que permite que los usuarios se organicen como quieran. ¿Por qué? Porque permite la creación de tableros de proyectos comunes. Bien vale la pena crear un equipo para explorarlo; convocar a los compañeros y compañeras de trabajo para, luego, confluir en un tablero para la gestión del día a día del proyecto común. Así, los usuarios podrán valerse de tarjetas con tareas y proyectos, listas y la posibilidad de observar el desarrollo en todo momento y a tiempo real.
 

Miro (una herramienta para hacer más efectiva la forma de trabajo remota de los equipos)
 

   Miro se trata de una plataforma, una pizarra colaborativa online. Es excelente puesto que permite optimizar el modo de trabajar de los equipos remotos. Es ideal para desarrollar lluvias de ideas, diagramas de flujo, mapas mentales, la ejecución de revisiones y sprints de diseño, la creación de un eje visual de los proyectos y hacer las ceremonias más ágiles.

   En sí, esta herramienta es un tablero virtual pensado para optimizar la colaboración de los equipos de trabajo. Uno de sus grandes assets es conocer el estado del trabajo global en tiempo real. Además, ofrece la posibilidad de probarla de modo gratuito.

   Más allá de la pandemia, la vanguardia del trabajo exige facilitarles la vida a quienes trabajan. Y tanto el híbrido, como el home-office, son modos de trabajo bien actuales. Por eso, entender qué herramientas tecnológicas para mejorar la productividad son más convenientes es una ventaja a ponderar.