Bahía Blanca | Miércoles, 30 de noviembre

Bahía Blanca | Miércoles, 30 de noviembre

Bahía Blanca | Miércoles, 30 de noviembre

Ya es una realidad el encuentro entre “Lito” Fruet y “Beto” Cabrera

La Dirección provincial de Vialidad aprobó el cambio de nombre de un tramo del camino de circunvalación.

Fotos: Pablo Presti-La Nueva.

Por Mario Minervino / mminervino@lanueva.com

   Finalmente, la Dirección de Vialidad de la provincia de Buenos Aires aprobó el cambio de nombre para el tramo del camino de circunvalación de nuestra ciudad comprendido entre las rotondas de Bosque Alto –a la altura de la Ruta Nº 33-- y la de la avenida Alberto Cabrera.

   El mismo pasó a llamarse “Autovía Atilio Fruet”, en homenaje a quien fuera una de las figuras destacadas del básquet local, nacional e internacional.

   La designación ya figura en los mapas viales que se pueden consultar a través de internet y en el buscador Google Earth, con lo cual se verifica el visto bueno del organismo provincial, más allá de no haber realizado a la fecha un comunicado oficial al respecto.

   De este modo se rinde tributo a un deportista de relevante carrera, fallecido en octubre de 2018, y se logra un hecho por demás simbólico como es su encuentro con la avenida Alberto Pedro Cabrera, ambos protagonistas de una época de oro del básquet.

   Desde la Dirección de Vialidad provincial confirmaron a este medio que ya tienen en carpeta las obras de colocación de la cartelería correspondiente al cambio de nombre de la autovía, tarea que llevarán adelante cuando se realicen las obras de repavimentación en el sector del puente sobre el Napostá.

   El camino de circunvalación, entre la rotonda de la ruta 33 y el ingreso al aeropuerto, tiene ahora tres nombres: Atilio Fruet, Presidente Raúl Ricardo Alfonsín y Juan Pablo II, cada tramo delimitado por dos rotondas. Por otra parte, a lo largo de su recorrido se ubican una suerte de calles colectoras, con los nombres de Valentín Vergara, Olivero Girondo y Jorge Newbery.

Un encuentro deseado

   En 2010, Fruet mencionó que le gustaría, si alguna vez una calle de la ciudad llevara su nombre, que la misma fuera una de las manos de circulación de la avenida Alberto Pedro Cabrera.

   Para “Lito” resultaba simpático la idea de los bahienses diciendo: “voy por Cabrera y vuelvo por Fruet”, considerando que ambos fueron responsables en gran medida de consolidar a Bahía Blanca como Capital Nacional del básquet.

   Cabrera falleció en agosto de 2000 y de inmediato se hizo reserva de su nombre a la hasta entonces conocida como Avenida de Penetración, continuidad de calle Sarmiento a partir de la avenida Fortaleza Protectora Argentina.

   El cambio de nombre comenzó a regir desde 2005, al cumplirse cinco años de su fallecimiento, según la ordenanza, entonces vigente, que disponía de ese plazo para rendir homenaje con la designación de una calle o espacio público. Esa exigencia fue modificada en 2014, acortando ese tiempo a sólo un año.

   Con el fallecimiento de Fruet correspondió al Círculo de Periodistas Deportivos (CPD) de Bahía Blanca presentar una nota al Concejo Deliberante (CD) para que se reservara su nombre para la avenida de circunvalación en el tramo mencionado.

   En los argumentos se señaló a Fruet como “uno de los máximos héroes deportivos de la historia de Bahía Blanca y de la provincia” y que su muerte provocó “una congoja en todo el país, surgiendo requerimientos para que, a modo de homenaje, su nombre pasara a quedar “fundido en modo indisoluble con algún lugar relevante”.

   Se explicó, además, que “a modo de simbolismo”, la avenida a la que se pretendía imponer su nombre tnía un punto de encuentro con la que tributa reconocimiento a Alberto Pedro Cabrera.

   “La nominación constituye una carta de presentación sobre los valores y acaso el mayor hecho identificativo de la ciudad, como un enclave en el cual el básquetbol trasciende un mero hecho deportivo para situarse en un plano social y cultural”, señalaron.

   También destacaron el compromiso de Fruet con su ciudad y su generosidad a la hora de transmitir el espíritu que lo caracterizó siempre y ser, por caso, el alma mater en la creación del Museo del Deporte que hoy lleva su nombre.

Y ahora De Lizaso

   En aquella reserva de 2018 sugerida para la autovía, el CPD también planteó la sugerencia de reservar el nombre de José Ignacio De Lizaso para el tramo de calle que, desde la rotonda de avenida Cabrera, conduce al complejo del Dow Center Bahía Básquet.

   “Dicha nominación constituiría un apropiado homenaje a esta figura, generando así un cruce-encuentro de los tres nombres en un mismo sitio”.

   El “Negro” falleció el 29 de marzo de 2021, con lo cual está abierta ahora esa posibilidad de que desde el CD se genere esa propuesta para el cambio de nombre de la calle hoy designada Hipólito Yrigoyen.

Una sugerencia

   Bahía Blanca tiene un reconocimiento al basquet en la plaza Rivadavia. Se trata de un ejemplar de tipa tucumana plantado en 1939, en ocasión de disputarse en nuestra ciudad el torneo Argentino de básquetbol. Pero eso sería interesante materializar otra referencia a este deporte y qué lugar más emblemático que la rotonda de Cabrera, que conforme además un hito en uno de los ingresos más pintorescos a la ciudad.

   Un ejemplo de este tipo de obra puede verse en Vilnius, la capital de Lituania, que muestra una pelota de basquetbol sostenida por cuatro columnas de piedra.

También es interesante el monumento al baloncesto serbio-yugoslavo en el Parque Kalemegdan, en Belgrado, dedicado a la selección de ese país que disputó el primer Mundial en Buenos Aires en 1950.