Planificación de “objetivos inmediatos” en la Provincia 

28/8/2021 | 07:00 |

La columna semanal de Ricardo Salas, corresponsal de La Nueva. en Casa Rosada.

Por
Ricardo Salas

   Frente al contexto de una campaña con escasas propuestas, mucho de posteos en redes sociales y encuestas que buscan “pescar” votos por fuera de la política, el clima electoral se va calentando en la Provincia, a casi dos semanas para la realización de las PASO que determinarán  a los candidatos para las legislativas de noviembre.  

   Dentro de la estrategia gubernamental de vacunas y obras públicas, se percibió en estas últimas semanas una desaceleración en el ritmo de inmunización de la segunda dosis sumado al eventual avance de la variante delta que ya encendió algunas luces de alarma.  

   Incluso cuando se advierte cierto alivio social después de lo “peor” de la pandemia, la Gobernación de calle 6 tuvo que dar la noticia más temida hacia algunas semanas: alertó sobre el primer caso de transmisión comunitaria de la cepa en la Provincia,  un vecino de la localidad de Lanús, ubicada al sur del conurbano. 

   Lo hizo en momentos que distintos funcionarios del Gobierno nacional hablan de la  posibilitad de relajar las restricciones sociales, plantean la flexibilización de los protocolos escolares y hasta aprueban el regreso del público a los estadios del fútbol argentino con barbijos. 

   “En la Provincia no hay ninguna vacuna stockeada ni guardada en heladeras. Están todas en proceso de ser utilizadas”, afirmó el ministro de Salud, Nicolás Kreplak, intentando cerrar el debate respecto de la distribución de vacunas en el distrito.  

   La administración bonaerense de Axel Kicillof tiene la necesidad política de empezar a dejar atrás los debates que generó la crisis sanitaria para comenzar a hablar de la etapa pospandemia que comienza a conjeturarse, en especial en el tema de la reactivación económica. 

   Acaso con ese objetivo,  y ya en la recta final de agosto, la Provincia desempolvó una reactualización salarial con los sindicalistas docentes y les ofreció un 45,5% de aumento, en dos tramos, con la opción de reabrir la discusión paritaria en diciembre próximo.  

   En ese contexto el ministro de Hacienda y Finanzas provincial, Pablo López, afirmó que el Ejecutivo bonaerense también aspira a lograr un "acuerdo con el resto de los trabajadores del Estado". 

   Con ese tipo de gestos políticos, el gobernador Axel Kicillof busca ampliar la base de sustentación del Frente de Todos con la base peronista histórica, junto a las organizaciones sindicales que suman musculatura para la estructura del día de la elección. 

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Sobre esa base de campaña “territorial”, atípica por las características que impone el distanciamiento social, el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, señaló que la oposición es “mucho marketing y poco contenido”. 

   “La oposición más el arco mediático trata de montarse sobre las consecuencias de la foto del festejo del cumpleaños de Fabiola Yañez en pleno aislamiento (junto al presidente Alberto Fernández) e imponerla como centro del debate electoral”, agregan en las diagonales. 

   “Es muy difícil que alguien que destruyó algo ahora prometa proponga que lo va a arreglar”, sugieren legisladores del FdT atribuyéndole la crisis económica y social a la oposición macrista durante su gestión 2015-2019. 

   “Hacen campaña tratando de denostar a contrincantes para tener minutos de exposición mediática en tiempos electorales”, completan a su vez en pasillos parlamentarios. 

   La grieta ideológica, otra vez, en su máxima expresión. Nuevamente, el tono del lenguaje político tanto en el macrismo de Juntos como en el kirchnerismo del Frente de Todos, termina cayendo de manera proporcional en la famosa grieta discursiva a la hora de endurecer o moderar cualquier discusión.

   Por otro lado, desde la góndola opositora, el precandidato a diputado nacional por el PRO, Diego Santilli, ofrece una nueva estrategia electoral, con fuertes cuestionamientos a la gestión del oficialismo bonaerense,  

   La estrategia del exvicejefe de Gobierno porteño pasa por reforzar y contener el voto del electorado duro del PRO -que incluye  el acompañamiento de la líder partidaria Patricia Bullrich y un discurso con eje en la seguridad- ante la amenaza de fugas de votantes hacia otros sectores de derecha emergentes, como por ejemplo, hacia el espacio liderado por el economista y precandidato liberal, José Luis Espert. 

   La lista larretista de Juntos en la Provincia disputa la interna contra el mensaje moderado que proyecta el reconocido médico radical Facundo Manes, en medio del siempre resbaladizo barro de la política. 

   Al parecer, en pocos días, los partidarios del primer precandidato a diputado nacional por la UCR -y nueva estrella del centenario partido- tienen pensado hacer un “acto” en algún espacio público y al aire libre, volviendo a un estilo proselitista un poco más tradicional. La idea de hacer mitines surgió de la gran repercusión que vienen observando en el entorno del neurocientífico, de las recorridas por las calles y los comercios de los diferentes lugares que visitaron en estas semanas de campaña. 

   “La gente se acerca en forma espontánea, es algo que hace tiempo no pasa con ningún dirigente”, señala algún partidario boina blanca con cierta nostalgia por otros tiempos electorales. 

   “Manes es alguien que le aporta a la vida política de la Provincia algo distinto. Aporta renovación, y una mirada superadora de la realidad, pensando en el futuro más que en el pasado, y que podemos salir de esta crisis que nos deja la pandemia y el mal manejo de la misma”, refuerza el actual diputado Emiliano Balbín,  encargado de la coordinación de la campaña radical de Dar el Paso en la Sexta Sección.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias