"El endeudamiento de Cristina fue altísimo, el de Macri también y el de Alberto va a ser mucho más alto"

27/8/2021 | 10:02 |

El economista Oscar Liberman analizó la actual discusión sobre la deuda, en la cual kirchneristas y macristas se acusan de manera cruzada.

Oscar Liberman (Foto: Archivo La Nueva)

   "Se ha hecho una discusión electoral de un tema que es penoso, porque discutir quién endeudó un poco menos en un país con niveles de deuda tan altos se parece a un concurso que nos desprestigia en materia económica".

   El economista bahiense Oscar Liberman analizó uno de los temas que cobró mayor temperatura en la actual campaña electoral: desde el kirchnerismo se acusa al macrismo de haber endeudado al país de manera desmesurada y desde Juntos por el Cambio se contesta que los niveles de toma de deuda fueron superiores en los años de Cristina Kirchner y la actual gestión de Alberto Fernández.

   "Si uno mira el cuadro que mostró Mauricio Macri en TV --en el cual exhibe un mayor nivel de endeudamiento en los gobiernos anterior y posterior al suyo--, la estimación está bien hecha, que es lo que enoja hoy al oficialismo. Es cierto que durante el período de Cristina el nivel de deuda anual fue superior al de Macri y es cierto que el de Alberto es muy superior a los dos gobiernos anteriores", comenzó Liberman, en su columna de LU2.

   "¿Cómo se detecta la presencia de deuda? En principio, por el déficit. Cuando hay déficit, hay deuda. Y el déficit que no se financia con deuda, se financia con emisión monetaria para después sacar al mercado papeles que buscan esterilizar esa emisión generando nueva deuda", prosiguió.

   Liberman indicó que "luego está la discusión finita de eso que el gobierno llamó 'sostenibilidad' y ahí es cierto que no es lo mismo consolidar la deuda mezclando la que tenés con organismos multilaterales internacionales que con organismo públicos nacionales, es decir, no es lo mismo en dólares que en pesos. Aunque ahí podemos debatir si era mejor posicionarse en una u otra moneda".

   "Lo que el gobierno dice hoy, al usar la palabra sostenibilidad como si fuera algo bueno, es que si nuestra moneda soberana es el peso, y nos endeudamos en pesos, el endeudamiento es más manejable. En un punto es verdad, básicamente porque uno puede emitir y hasta las obligaciones se pueden licuar, pero está ausente de la discusión si es bueno tener estos niveles de deuda general y hacia dónde nos lleva todo esto", agregó.

   Según su análisis, al comienzo del gobierno de Macri el único activo de endeudarse en el exterior era que se hablaba de hacer un ajuste del gasto público, cerrar los desequilibrios fiscales y armar un programa de estabilización.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   "En ese momento, como se decía que no se podía hacer un ajuste de shock, se hablaba de financiar una transición. Es decir, un endeudamiento transitorio para pasar de una situación mala a otra que debería estar bien. El problema es que lo que se tenía que hacer de shock se hizo gradual y lo que se podía hacer gradual se hizo de shock, por lo cual el ajuste no funcionó", dijo.

   "Lo que ocurrió después es que se tomó un endeudamiento monstruoso --con el FMI--, ya no con el fin de financiar una transición sino para pagar gastos corrientes. Esto es lo que uno encuentra como elemento común desde hace más de una década, la deuda es para pagar gastos corrientes".

   El también docente de la UNS sostuvo que lo primero que se debe mirar a la hora de analizar el tema es el tamaño del gasto público y el déficit.

   "Y ahí está el gran problema. Sin duda el nivel de endeudamiento de Cristina fue altísimo, el de Macri fue altísimo y el de Alberto va a ser mucho más alto. Dicho esto, en términos de manejo político y de posibilidades de seguir viviendo con la deuda, es más fácil hacerlo en pesos. Pero también es cierto que si uno quiere financiar un plan en forma genuina, con instrumentos genuinos, el mercado en pesos es muy chico, no tiene capacidad de financiar estos déficits inmensos".

   Liberman planteó que la Argentina se encuentra estancada en una situación de crisis, con pequeños flashes de reactivación, desde hace más de una década.

   "La situación actual es dramática, independientemente de la pandemia y la cuarentena. Entre fines de los años 70 y el 2005 en el país teníamos una secuencia de ciclos económicos donde había una gran crisis, seguida de un plan de estabilización, venía el crecimiento, después empezaba el descontrol público y eso derivaba en otra crisis por inflación, megadevaluaciones con cesación de pagos, y vuelta a empezar", comentó.

   "A eso hay que agregar dos elementos. Uno, que esas crisis tan fuertes duraban unos seis meses pero los momentos de crecimiento, al menos unos dos años y medio.

   "El otro, es que esa secuencia se daba con un promedio de gasto público 20 puntos porcentuales por debajo del actual. Lo que hoy nos muestran los números, y esto no es ideológico, es algebraico, es que con estos 20 puntos arriba en el gasto ya no repetimos aquellos ciclos sino que quedamos estacionados hace muchos años en una crisis a la espera de un plan de estabilización y un crecimiento, que no llegan.

   "O sea, estamos viviendo un episodio crítico que se renueva constantemente, con algún flash bueno en un sector determinado en un breve lapso, o una pequeña reactivación en el consumo, pero hace más de 10 años que no salimos de este estado", concluyó.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias