Día del Médico

"El personal de salud hace un gran trabajo para sobrellevar la situación"

6/12/2020 | 06:30 |

El doctor Gustavo Carestía, director del Hospital Municipal, se refirió al rol que se cumple en tiempos de pandemia.

Foto: Pablo Presti-La Nueva.

Por Pablo Andrés Alvarez / palvarez@lanueva.com

   "Esta pandemia nos ha hecho vivir el momento laboral más difícil de nuestras vidas. Para el sistema de salud hay un antes y un después de 2020”.

   Con esa frase, el doctor Gustavo Carestía, director del  Hospital Municipal Leónidas Lucero, graficó el rol que cumplen todos los actores de la salud en el marco de la pandemia que generó el Covid-19.

   “La lucha fue en equipo. Los médicos cumplen un papel preponderante, pero puedo asegurar que nadie se guardó nada para hacer frente a esta contingencia, aún corriendo riesgos de contagio y hasta de muerte”, amplió. 

   En ese sentido, el Hospital Municipal atendió el 50 por ciento de los casos de coronavirus en Bahía, ya sea en internación como en consulta externa.

   “Y a eso se sumó la atención de las demás patologías. Por eso digo que la peor parte de la pandemia se la llevan los pacientes, pero el personal de salud ha hecho, y aún hace, un gran trabajo para sobrellevar la situación. Demandó muchísimo esfuerzo, que demuestra la pasión y la vocación que se tiene”.

   Y agregó: “En muchos casos, no sólo se debieron tomar decisiones médicas, sino que se tuvo que contener y sostener emocionalmente a los pacientes y a las familias, ya que los protocolos no permiten visitas. Vivimos momentos muy duros en ese sentido”.  

   Más allá de que con los protocolos implementados disminuyeron las posibilidades de contagios en el personal, el riesgo siempre está latente y no se puede evitar asumirlo. 

   “Nosotros, desde febrero, armamos un comité de contingencia, similar al que habíamos confeccionado en 2009 con la gripe A. Lo que no esperábamos en aquel entonces era la gravedad del covid, que se prolongara tanto y se transmitiera tan rápido. Pero así y todo estuvimos y estamos a la altura de las circunstancias, gracias al esfuerzo de todos”.

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   Aunque bajaron los casos de otras patologías en ciertos momentos de la cuarentena, hoy la demanda es muy grande.

   “Tuvimos, por ejemplo, menos casos de enfermedades respiratorias en el invierno o, en un principio, no hubo tantos accidentes de tránsito. Pero hoy tenemos ocupadas todas las camas no covid del hospital”.

   --Se viene el verano, las fiestas de fin de año y el movimiento de la ciudad es casi normal. ¿Es riesgoso?

   --Atravesamos una etapa de meseta, pero sabemos que puede haber una nueva oleada en enero, tras Navidad y Año Nuevos, y en febrero y marzo, tras las vacaciones. Estamos preparados para ello, pero para que eso no ocurra debemos acudir a la conciencia social de prevenir.

   “Ni siquiera podemos confiarnos con el tema de la vacuna. Nosotros, como hospital, tenemos que estar preparados para el peor escenario y para brindar respuestas a la población. No podemos relajarnos ni bajar los brazos. Y la población tiene que adoptar la misma actitud”.

   En el tren de estar preparados para distintas circunstancias, el Hospital, junto al Municipio, está gestionando un crédito de 30 millones de pesos en el Banco Provincia para la compra de aparatología.

   “Adquiriremos equipos para distintos sectores del hospital y que son realmente necesarios para el funcionamiento diario. Por ejemplo, se van a renovar los equipos de cocina y de lavadero, así como se adquirirá material específico para Cirugía y Endoscopia Digestiva, entre otros”.

   Carestía reconoció que el contexto no ayudó para avanzar en el Plan Estrátegico y Director.

   “Fue un año de gestión atípico, en el que debimos enfocarnos en coronavirus. De todos modos, hicimos algunas cosas y afianzamos otras. Pero es imprescindible sostener esta idea de trabajar en el hospital del futuro. El Plan Director no se puede detener; se puede demorar, como sucedió este año con esta contingencia, pero debe seguir adelante. Bahía tiene que estar preparada para lo que viene y la refundación del hospital debe mantenerse como eje”. 

   “Hay cosas que no se han detenido, por ejemplo seguimos creciendo en el área de informática. Disminuimos al mínimo el uso del papel, con la implementación de las historias clínicas digitales”.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias