Condenaron a 11 años de cárcel a un joven acusado de violar a una chica a la salida de un boliche

En Coronel Suárez

Condenaron a 11 años de cárcel a un joven acusado de violar a una chica a la salida de un boliche

24/5/2019 | 08:41 |

El hecho se produjo el 29 de abril de 2018. La víctima, de 17 años al momento del hecho, conocía al imputado.

Fotos: Archivo LN.

   Un joven fue condenado a 11 años de cárcel, acusado de violar a una chica a la salida de un boliche de Coronel Suárez.

   El fallo, resuelto en forma unipersonal por el juez subrogante del Tribunal en lo Criminal Nº 3, Eugenio Casas, recayó en Nicolás Martín Stanicia (24), quien fue hallado culpable del delito de abuso sexual con acceso carnal.

   Para el magistrado quedó probado que el 29 de abril de 2018, con posterioridad a las 6:30 y antes de las 7:30, en un descampado ubicado en Plumerillo y Los Andes, un hombre intentó besar a la víctima, por entonces de 17 años de edad, y ante su negativa la golpeó, tiró al piso y sometió sexualmente.

   Producto del ataque la chica sufrió lesiones en diferentes partes del cuerpo y fue hallada por un policía en la intersección de Mitre y Garibaldi, tras lo cual fue derivada al hospital para ser asistida.

   La joven declaró y dijo que conocía al procesado, ya que era amigo de su exnovio. Explicó también que durante esa noche bebió y que no recuerda con quien se retiró del boliche.

   Sostuvo que iba caminando por la calle y que "venía alguien atrás de ella como hablando, que llegaron a una esquina, suben a la vereda y ahí observó que era Nicolás".

   Mencionó que fue llevada hacia el descampado y describió la agresión sufrida. También admitió no saber cómo llegó a la esquina en la que fue hallada por un efectivo policial.

   El médico que la revisó describió que las heridas que sufrió la adolescente "eran por sujeción básicamente y para poder dominarla. Que supone que había resistencia de la víctima y hubo sometimiento en base a las lesiones que observó". 

   Stanicia brindó su versión durante la instrucción de la causa y negó los cargos en su contra.

   Reconoció haber estado en el boliche, que bailó con la joven y salieron juntos, pero aseguró que caminaron menos de una cuadra y abordó un taxi en el que se retiró a su casa.

   Los defensores indicaron que el horario en el que el acusado llegó a su vivienda demuestra que no pudo haber llevado adelante el ataque sexual.

   "Debe tenerse en cuenta que el lugar del suceso fue a tres cuadras del boliche, en un lote baldío que se encuentra junto a la vivienda de un amigo del acusado, la cual conocía con anterioridad, por los encuentros y trato que mantenían cuando integraban el grupo de amigos de las motos. Que perfectamente contó con el tiempo suficiente para cometer el hecho y luego ir hasta su casa", indicó Casas al respecto.

   El juez agregó que "cierto es que ante la negativa del acusado sólo se cuenta con los dichos de la víctima, pero como se apuntó, el lapso temporal resulta suficiente para que el imputado haya podido tomar intervención; el lugar donde ocurrió el hecho (terreno baldío) era un sitio conocido por él, y se retiró con la víctima del boliche; y ante ello, y habiendo escuchado en la audiencia la declaración de la señorita, no puedo más que formar convicción a partir de sus dichos, dado que no he advertido animadversión alguna hacia al acusado -más allá del evidente enojo demostrado ante lo ocurrido-, a quien indicó desde un primer momento, ya en el hospital, como el sujeto que la atacó sexualmente, manifestándose sorprendida y enojada por ser una persona a quien ella conocía, quien la sometió".

   "Además, se pudo observar que la víctima brindó una declaración aportando todo lo que recordaba, sin inventar nada (cuando bien podía haberlo hecho si hubiese querido) y siendo precisa en las partes de sus recuerdos", finalizó.

 

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias