Luego de un año difícil

Empresarios de Bahía y la región creen que la economía va a empeorar

5/1/2019 | 07:00 |

Los últimos sondeos del CREEBBA no muestran expectativas alentadoras para el comercio, la industria y los servicios.

Maximiliano Allica / mallica@lanueva.com

   El difícil contexto económico se mantendrá o, incluso, empeorará, según la opinión de empresarios bahienses y de la región consultados por el Centro Regional de Estudios Económicos de Bahía Blanca-Argentina (CREEBBA).

   El último Informe de Actividad Económica (IAE) de dicho organismo señala que, durante el período septiembre-octubre, la evolución de la actividad económica de las empresas de Bahía mejoró levemente respecto del bimestre anterior, aunque se trató del quinto bimestre consecutivo con resultados negativos.

   “El sector del comercio presentó una leve mejora en el saldo de respuesta del indicador que mide su nivel de actividad, aunque continúa siendo negativo por cuarto bimestre consecutivo. Por su parte, los saldos de respuesta para los sectores industria y servicios también exhibieron resultados negativos presentando, nuevamente, una disminución en sus niveles de actividad por tercer y sexto bimestre consecutivo, respectivamente”, sostiene el informe.

   En una comparación entre la situación actual y el mismo período del año anterior, los empresarios dijeron encontrarse por debajo del nivel de actividad de 2017.

   “En cuanto a las ventas, el indicador que mide la tendencia de facturación presentó una desmejora respecto del bimestre anterior. Al realizar un análisis desagregado puede comprobarse que los tres sectores (comercio, industria y servicios) revelaron resultados negativos en sus montos de facturación, aunque el sector comercio manifestó un leve repunte”, agrega el CREEBBA. 

   Acerca de las expectativas para los próximos meses, los empresarios bahienses mantienen una postura desalentadora por cuarto bimestre consecutivo. 

   “Similar situación ocurre al momento de manifestarse respecto de las expectativas generales. En este indicador los encuestados mantienen por quinto bimestre consecutivo una postura pesimista”, afirma el estudio. 

   Dentro de este panorama persistió, en el lapso septiembre-octubre, la tendencia a mantenerse con sus planteles de personal fijo en un 66% de los encuestados en términos agregados.

En otras ciudades

   El centro regional también practicó el relevamiento en Punta Alta. Durante septiembre-octubre la actividad económica desmejoró en relación al bimestre previo. De hecho, empeoró por quinto bimestre consecutivo. 

   En cuanto a las ventas, el indicador de facturación se mantuvo similar al registrado durante julio-agosto.

   “En referencia a las expectativas sectoriales para los próximos meses, los empresarios puntaltenses mantuvieron la tendencia negativa”, dice el IAE.

   En Pigüé las respuestas van en la misma línea que Punta Alta y Bahía en términos de actividad reciente y expectativas, 

   “La actividad económica se encuentra en franca caída. Algunos empresarios manifiestan que solo se está vendiendo para cubrir los gastos e impuestos. A nivel sectorial, el único rubro optimista es la industria. Respecto de la fuerza laboral, ningún sector manifiesta intenciones de incorporar personal a su equipo de trabajo”, explica el CREEBBA.

   En cuanto a Coronel Dorrego, “se observa un marcado sesgo negativo por parte de los empresarios, tanto para las expectativas generales como para las sectoriales, configurando un panorama poco promisorio para los meses venideros”.

   Además, el nivel de ventas del bimestre analizado sufrió una considerable caída en relación al anterior.

   En Coronel Pringles y Puan tampoco hay una previsión de repunte sino que los empresarios caminan por la delgada línea para mantener a sus emprendimientos funcionando y al personal.

En 2018, récord de inflación

   El CREEBBA publicó ayer un adelanto de su informe sobre la evolución de los precios en diciembre.

   Los datos principales muestran que el último mes del año cerró en 2,2%, manteniendo la desaceleración de los precios de noviembre, producto del enfriamiento de la actividad económica.

   De esta manera, el ciclo 2018 finalizó con un índice total del 45,1%, el más alto desde 1996, año en que el organismo comenzó con sus mediciones. 

   Incluso el 2018 superó a un pésimo año como 2002, cuando se registró la salida de la Convertibilidad, ya que en esa oportunidad la inflación anual fue del 41,8%, de acuerdo con los datos del centro regional.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias