"La Argentina es un enfermo en una situación casi terminal", dijo el economista Guillermo Calvo

18/12/2019 | 17:45 |

El profesor de la Universidad de Columbia habló en la Conferencia Internacional de Economía (CIEF).

Foto: La Nación

   El economista Guillermo Calvo dijo que "la Argentina en un enfermo en una situación casi terminal", criticó al Fondo Monetario Internacional (FMI) por no haber desembolsado el último préstamo y pidió que el nobel de Economía Joseph Stiglitz (mentor del ministro de Economía, Martín Guzmán) "mejor se quede allá [por Estados Unidos]", según informa hoy el diario La Nación.

   Indicaron que el profesor de la Universidad de Columbia habló en la Conferencia Internacional de Economía (CIEF), organizado por el Banco Ciudad, la Universidad Di Tella (UTDT) y el Comité Latinoamericano de Asuntos Financieros (Claaf).

   Al FMI lo definió como un "prestamista de última instancia medio raro", que "precisamente presta cuando al país le va mal. Acá dijeron que no prestaban más porque no estaban seguros de si la Argentina iba a seguir pagando".

   También dijo que el país necesita ahorrar un 20 % del PBI para crecer y que solo ahorra el 14 %. "Necesitamos un 6% extra, pero, ¿quién nos va a prestar? Si nadie nos presta, no vamos a crecer. La Argentina es un enfermo en una situación casi terminal y hay que cuidarlo", señaló.

   Además, Calvo criticó el impuesto al dólar ahorro: "No entiendo la lógica. Imaginen una familia que ahorró para irse de vacaciones, ahora que le cuesta 30% más caro: ¿la van a convencer de ahorrar en pesos a futuro? Lo que va a decir la familia es algo que no puedo repetir acá. Eso no crea credibilidad, es un abuso, es reírse de la gente. Me llama la atención que se haya hecho, el ministro tiene una buena formación, pero no sé de dónde sacó el teorema. Hay que pedírselo, tal vez me convence".

Recibí los Newsletters de La Nueva sin costo
Registrar

   El economista aseguró que está bien buscar la manera de subir la demanda de consumo, pero que eso solo da "sensación de crecimiento" y "no crecimiento en sí".

   "Hay que tener mucho cuidado, porque así puedo profundizar el problema. Dejemos crecimiento para mañana o pasado y pensemos ahora cómo pacificar el país. Usemos la palabra recuperación", expresó.

   "Si yo quiero que la economía crezca, tengo que buscar la manera de que me presten más, que 'hundan capital en la Argentina'. Hay una línea que vale la plena explorar, que no es el ideal, pero es el second best [la segundo mejor opción], haciendo referencia a Joseph Stiglitz, que ahora lo sentimos en el aire", indicó, y señaló con picardía: "Mi querido colega de Columbia, que se quede ahí, ¿no?".

   Tampoco dejó pasar el tema de la corrupción: "No me sorprendería que vayamos por un camino virtuoso, pero si tengo corrupción, puede ser bastante desastroso".

   "Hay consensos entre los economistas que sería bueno exportar, pero para eso se necesita bajar el impuesto a las exportaciones. Políticamente no puedo bajar todo, pero se podría hacer a las nuevas iniciativas. Estaría bueno explorar por ese lado, buscar formas donde pueda haber free trade areas [áreas de libre comercio]. No son cosas ideales, pero son soluciones microeconómicas apoyadas por una policía macro de estabilidad", comentó.

   Sobre la coyuntura actual, dijo que no ve al resto del mundo mirando a la Argentina: "En esto hay consenso total. El hecho de que le haya ido mal a Macri, piense lo que se piense de él, para el resto del mundo era un muchacho que se vestía bien y que hablaba inglés; ahora ni el canciller".

   Sobre cómo ven a la Argentina desde afuera, Calvo dijo que la veía "como un jardín de infantes". "No porque la gente no sea muy capaz, hay chicos muy brillantes, pero hay un ruido impresionante. Los chicos se tiran con piedras y las maestras tienen que estar controlando los problemas. Acá no tenemos una maestra. Es un jardín de infantes donde los chicos siguen jugando y dándose mutuamente", señaló. (La Nación)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias