Ideal para la pesca deportiva, las caminatas y para el remo

CON FAUNA Y FLORA EN ABUNDANCIA

Ideal para la pesca deportiva, las caminatas y para el remo

24/5/2015 | 00:12 | El otoño que transitamos tiene un lugar que vale la pena conocer: el Parque Nacional Pre Delta, donde se confunden el paisaje con el placer.

Ideal para la pesca deportiva, las caminatas y para el remo. Domingo. La Nueva. Bahía Blanca

En el oeste de Entre Ríos, seis kilómetros al sur de la localidad de Diamante, se encuentra el Parque Nacional Pre Delta, muy próximo al paraje La Azotea, en cuyas barrancas se ofrecen hosterías, hoteles, hospedajes, bungalows, restaurantes, casas de comida, supermercados y estaciones de servicio.

En el paraje La Jaula, portal de ingreso terrestre al parque, es donde se concentra la gran oferta de actividades turísticas.

Por caso, caminatas por senderos que bordean madrejones y lagunas, contemplación de la naturaleza en toda su expresión, avistaje de especies autóctonas, pesca deportiva y remo.

El parque preserva una parte de los ambientes del Delta superior del río Paraná, donde su curso principal se muda a la margen derecha del valle aluvial y deja a su izquierda una planicie inundable segmentada por un rizoma de riachos que se expanden por el terreno.

Más que su forma de vida endémica o exclusiva, esta región funda su singularidad en el conjunto de especies que reúne, entre ellas muchas provenientes del Chaco y de la Selva Paranaense, que han penetrado por estos parajes a través de los corredores abiertos por los grandes ríos y riachos.

Se suman, a ellas, las de las llanuras templadas que rodean el Delta.

Tres ambientes diferenciados por su vegetación (selva en galería, lagunas interiores y albardones ribereños) pero unificados en un único sector isleño, constituyen el Parque Nacional Pre Delta y son aptos de conocer mediante excursiones fluviales o caminatas guiadas.

El barranco selvático de La Azotea, de altos bordes, lagunas llenas de irupés e islas, es el hábitat de zorzales, palomas, celestinos y sobre sus costas crecen sauces criollos, timbós, cupurís, alisos de río y ceibos, en cuyas ramas anidan el hornero, la tacuarita azul y el carpincho bataraz.

Hacia el interior se encuentran bosques de espinillo, pajonales y varillales de duraznillo que forman un recorrido anillado hasta el centro de la isla, donde habita el martín pescador grande (la especie emblemática del parque) junto a chajáes, patos, garzas, cigüeñas, gallaretas y cuervillos de cañada.

En los bordes de la isla se pueden encontrar carpinchos durante el día y, por la noche, bandadas de varilleros y dragones, junto a la comadreja colorada y el gato montés, que aprovechan casi toda la oferta ambiental.

En el paraje La Jaula se encuentra el área recreativa del parque y cuenta con un campamento agreste donde se halla un sendero peatonal que lleva hasta el mirador de la laguna Las Piedras.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias