Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Sabino Vaca Narvaja volvió a elogiar al partido comunista chino y pidió no "demonizarlo"

El embajador argentino en el país asiático defendió las políticas de Xi Jiping y apuntó contra quienes critican ese modelo.

NA

   El embajador argentino en China, Sabino Vaca Narvaja, expresó su admiración por las políticas del régimen político encabezado por el presidente Xi Jinping, y arrojó duras críticas contra quienes “demonizan al comunismo”. “Bajo el liderazgo del (Partido Comunista Chino) PCCh, el desarrollo económico y social de China en la última década ha sido admirable”, opinó el funcionario.

   En esa línea destacó los avances tecnológicos que trajo al mundo el gigante asiático. "Ha estado a la vanguardia del mundo en comunicaciones electrónicas, 5G y otros campos. El desarrollo de portaaviones ha logrado avances y también ha logrado avances en el campo de la aviación”, indicó. Y agradeció el esfuerzo de China en el alivio de la pobreza. “Es algo extremadamente positivo sacar a cientos de millones de personas de la pobreza absoluta, lo que no solo es de gran importancia para China, sino también una gran contribución al mundo”.

   Cabe recordar que días atrás, el diplomático argentino calificó de “provocación” la gira oficial que Nancy Pelosi, titular de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos, hizo a Taiwán, posicionándose en el conflicto entre las dos superpotencias.

   Vaca Narvaja tiene la confianza total de Alberto Fernández desde que logró que Xi Jinping aceptará la renovación de un swap chino por 8.500 millones de dólares que aún integran las reservas del Banco Central y la obtención de las vacunas Sinopharm en plena pandemia. Es por esto que el funcionario tiene espalda para hablar sobre China sin consultar ni al Presidente ni al canciller Santiago Cafiero.

   En otro tramo del reportaje, el embajador destacó "la gran determinación del gobierno chino y del presidente Xi para reducir la desigualdad y abordar el desequilibrio del desarrollo. El desarrollo siempre genera una brecha entre ricos y pobres, pero China está trabajando muy duro para resolverlo. Esto es muy significativo”.

   Hasta calificó a Xi Jinping como una “persona muy amable, entusiasta y conocedora” con la que se reunió varias veces antes.

   En defensa del partido comunista chino, Vaca Narvaja consideró que “demonizar al comunismo es esencialmente revivir los conceptos erróneos de la Guerra Fría, que dividió artificialmente al mundo en ‘bueno’ y ‘malo’. Está francamente mal y está generando conflictos”.

   "Para los seres humanos, no hay nada mejor que la diversidad. Debemos respetar las diferentes formas políticas y organizativas de los distintos países. Solo así el mundo será más diverso y la mente de las personas más rica”, añadió. (NA)