Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Bahía Blanca | Martes, 04 de octubre

Posturas de Martínez y Uset ante el armado de la mesa de Juntos

El radical acusó al intendente de la falta de consenso para debatir políticas que beneficien a los vecinos, mientras que el jefe comunal dijo que "no se prenderá en un juego de grietas que no existe".

Foto: Archivo La Nueva.

   Desde el radicalismo, el concejal Néstor Martínez advirtió que el intendente Mariano Uset no conforma la mesa de Juntos para debatir las políticas que beneficien a los vecinos, al tiempo que remarcó la "falta de consenso" por parte del jefe comunal. "Estamos tratando de subsanar la cuestión y que alguien le explique al intendente o lo convenza de que estamos para sumar y no para restar", dijo el edil.

   Mientras, el primer mandatario rosaleño aseguró que "estamos juntos en un mismo espacio para resolver los problemas de la gente. Esa es la prioridad absoluta. Ya vamos a armar, en el corto plazo, la mesa. Pero hoy, no van a encontrar en mí un dirigente de Juntos por el Cambio que esté alimentando peleas internas cuando el país está en llamas, justamente por las internas que tiene el gobierno que nos da el ejemplo de lo que no hay que hacer".

   "Y lo que no hay que hacer es estar fogoneando internas o discusiones dentro de un espacio que somos la oposición, Juntos, para revertir esta situación que tan angustiado tiene a los argentinos, a los bonaerenses y rosaleños".

"No lo entiende"

   Martínez expresó que es una decisión del partido, que la UCR empiece a visibilizarse como la fuerza que es y no dentro de todo el armado de Juntos.

   "Es decir, haciendo algunas actividades estrictamente partidarias del radicalismo y nunca dejando de pertenecer a la alianza de Juntos".

   "Mantenemos la premisa que si fortalecemos la UCR y el partido crece, lo mismo ocurrirá con la coalición de Juntos. En esa sintonía seguimos trabajando", añadió.

   "La gente del PRO, puntualmente los concejales, entienden que se trata de una cuestión partidaria. En cambio, en el Ejecutivo no fue tomado así. El intendente, hasta la fecha, no lo entiende de esa manera. Lo escuchamos en los discursos y las entrevistas diciendo que el consenso es el camino, pero en la práctica no lo sentimos ni pasa así".

   "Nosotros entendemos que somos partidos con entidad propia y cada uno puede tener su trabajo por fuera de Juntos y que no significa que se esté pensando en romper la alianza, sino todo lo contrario, fortalecerla".

   "Con el intendente no tenemos un trato fluido. Es la autoridad máxima del PRO y no conformó la mesa de Juntos. Distinto ocurrió con la diputada Abigaíl Gómez, con quien en varias oportunidades nos sentamos a charlar con proyectos en común para la ciudad y creo que ese es el camino".

   "Esto no le hace bien a la política, resta, y en definitiva, que es lo más triste, no le hace bien al distrito. Con esto no quiero decir que el intendente no esté abocado con su equipo a hacer lo mejor. Pero sí he notado, y esto es opinión personal, un cambio de actitud muy marcada después de las internas, donde el radicalismo en la Sexta Sección salió favorecido. Creemos que es por una cuestión política; no sé si el intendente no la entiende o no la quiere entender, pero son las situaciones que hoy estamos viviendo".

   Mencionó que "trato de enfocarlo, primero, en la visión de las problemáticas de los vecinos, pero después viene una connotación atrás y una realidad que es dejar espacios libres donde la oposición, desde lo político, se aprovecha de estas cuestiones. Tratamos de no precipitarnos en tomar una decisión. No decimos que Uset no nos atiende y por eso rompemos Juntos. No, no está en nosotros romper Juntos. Vamos a agotar todos los medios para que la mesa se conforme y se discutan dentro de Juntos las políticas que la gente necesita", dijo Martínez.

"Está la voluntad"

   En tanto Uset expuso que "no hay mucho que comprender. En principio porque estamos juntos, compartimos un bloque en el CD y tiene el acceso a nuestro equipo de gobierno para discutir las cosas vinculadas con las soluciones de la gente, para canalizar las demandas que le pueden llegar a su espacio y, además, está la voluntad de constituir la mesa".

   "Quienes estamos al 100%  de nuestro tiempo para resolver los problemas que demandan los vecinos, encontramos en segundo plano de nuestras prioridades lo que es el juego político partidario".

   "Esa mesa -continuó- finalmente la vamos a conformar; estamos todavía a un año de las elecciones, simplemente que no hemos encontrado el momento y en los próximos días tendrán novedades".

   "Los concejales ingresan al Ejecutivo sin ningún tipo de problema. Así trabajamos con el ARI y los radicales, por ejemplo con Liliana Taboada (UCR), quien se acerca a trasladar cuestiones y obteniendo respuestas".

   "Martínez podría acercarse y lo charlamos. En una mesa de Juntos no vamos a resolver más de lo que podemos charlar personalmente. La relación está abierta. No sé por qué este planteo y no ha levantado el teléfono para decírmelo. Tiene mi número porque hemos trabajando muchas cosas juntos".

   No obstante, señaló que "no voy a emitir juicios que alimenten una grieta que no es. La grieta que hoy existe es la que tenemos con el gobierno. Tenemos la responsabilidad de no imitar estas políticas que generan grietas por todas partes. Yo no me voy a prender a ese juego. No voy a dar ningún tipo de respuesta que pueda aumentar ese tipo de juego. No es en Juntos donde debemos buscar grietas, sino soluciones que los vecinos necesitan".

   Sobre lo que sucederá en 2023, consideró que "se termina resolviendo, como pasó en 2021, donde en un consenso con el radicalismo acordamos los lugares y presentamos una lista única. Falta mucho tiempo, se termina resolviendo, como el velódromo en la aceleración final. Y no debería haber inconvenientes si hay internas, con el ARI, el GEN, la UCR y el PRO. Esto es futurología. Tenemos la prioridad en la gente y no en hablar de la agenda política partidaria".