Real Madrid

Invirtieron 336,45 millones de dólares en refuerzos y tienen dudas si rendirán

13/8/2019 | 14:17 |

La pretemporada del equipo español dejó muchas dudas. El DT Zinedine Zidane no la tiene fácil.

Fotos: Reuters

   Real Madrid invirtió 336,45 millones de dólares en refuerzos, pero comenzará la Liga rodeado de incertidumbre y con una presión creciente sobre su entrenador, Zinedine Zidane, tras una preocupante pretemporada.

   El equipo "merengue" ganó dos de los siete partidos disputados, convirtiendo 18 goles y sufriendo tres derrotas, incluida una humillante caída por 7-3 ante Atlético de Madrid y derrotas ante Bayern Munich y Tottenham Hotspur.

   Sus planes de transferencias tampoco fueron exactamente según lo previsto, pese al gran número de fichajes, ya que aún no logró cerrar la llegada del mediocampista del Manchester United, Paul Pogba, considerado por muchos como el objetivo número uno de Zidane.

   Tampoco han solucionado el futuro de Gareth Bale, el jugador mejor pago del plantel y que agotó la paciencia de Zidane, que llegó a decir el mes pasado que "ojalá que su salida sea inminente por el bien de todos".

   El Real Madrid podría fichar a Pogba o vender a Bale antes del cierre del libro de pases de la Liga española el 2 de septiembre, aunque las posibilidades de contratar al francés se redujeron ante el cierre del libro de pases en Inglaterra la semana pasada, lo que implica que el United no podría conseguir un reemplazo.

   La saga de Bale, las continuas dudas sobre el colombiano James Rodríguez y el pobre juego mostrado hasta la fecha afectaron a la autoridad de Zidane en un momento en que se espera una respuesta contundente tras la terrible campaña anterior.

   El club blanco dejó claro que quiere enmendar el rumbo con el rápido fichaje del belga Eden Hazard procedente del Chelsea por 100 millones de euros y del delantero serbio Luka Jovic por 60 millones, al tiempo que gastó un total de 98 millones de euros en los defensas Eder Militao y Ferland Mendy.

   Hazard no logró destacar y recibir críticas por parecer fuera de forma, mientras que el equipo se vio debilitado por la grave lesión de rodilla de Marco Asensio, que estará al menos seis meses alejado de los terrenos de juego.

   Zidane también ha sido blanco de las críticas por las diversas formaciones que ha presentado durante la pretemporada.

   No obstante, intentó dejar atrás el pobre desempeño de su equipo y dijo estar preparado para su debut liguero ante el Celta de Vigo.

   "La pretemporada terminó y estamos preparados para empezar La Liga. Tenemos ganas. Es un partido importante y queremos meter la dinámica de La Liga", señaló.

   "Estamos aquí con el equipo que tenemos. Estoy a muerte con mi plantilla. Tenemos que hacer una gran temporada". (Reuters)

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias