África siempre seduce

1/4/2017 | 19:33 |

Por
David Roldán

Es indudable que en muchos aspectos de la vida, el desconocimiento constituye uno de los caminos más directos para la seducción.

Con el turismo ocurre lo mismo, más allá de que algunos viajeros se carguen de tensión en los tiempos previos al viaje, sencillamente por el temor de que se den circunstancias que después no se dan.

África, con seguridad el continente menos explorado por quienes tienen la posibilidad de escaparse de tanto en tanto, tiene una alta cuota de seducción.

Por sus características geográficas diversas, pero también por la particularidad de la vida de sus pobladores, mayoría de color, muchas veces sometidos a regímenes políticos y militares detestables.

Más allá de los lugares comunes para visitar, están los que sorprenden.

Swaziland, por ejemplo, que es un pequeño país, a veces dejado de lado para quienes buscan conocer el sur del continente.

Aunque tiene lo suyo, sin lugar a dudas.

Está entre Sudáfrica y Mozambique y permite, a quien va, observar rinocerontes e hipopótamos, especies extrañas como pocas.

Y las proximidades se da la posibilidad de realizar caminatas, cabalgatas, escaladas y hasta rafting en el río Usutu, canopel y rápel. O, ¿por qué no? safaris diurnos y hasta nocturnos.

Los parques naturales son fantásticos y ni hablar de los amaneceres o los atardeceres. Únicos

Si va al sur de África, agende Swaziland. No se equivocará.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias