La charla de Macri con Gay y datos llamativos del caso Barragán

ENTRE TASAS Y CAFÉ

La charla de Macri con Gay y datos llamativos del caso Barragán

6/8/2017 | 08:22 | Por Juan Florín

La charla de Macri con Gay y datos llamativos del caso Barragán

El intendente Héctor Gay, el presidente Mauricio Macri y la gobernadora María Eugenia Vidal estuvieron reunidos por espacio de unos 20 minutos.

¿Cómo va, Juan María? ¡Qué semana movidita con el caso Barragán y la visita del presidente, ¿no?

-Ni hablar, y hoy lo tengo que admitir: ando medio bajón... Como que necesito ya un cafecito de esos reparadores. La verdad, todavía no puedo salir del estado de conmoción que me provocó la terrible muerte del comerciante del barrio Noroeste.

-Es cierto, me pasa exactamente lo mismo. Son casos que impactan, especialmente porque estamos hablando de una familia tradicional del sector y, sobre todas las cosas, muy querida por todos los vecinos. De hecho, quedaron demostradas tantas muestras de dolor y afecto en el velatorio y el sepelio.

-Pero bueno... ¿Por qué mejor no empezamos con algo más grato como fue la visita de Mauricio y María Eugenia antes de meternos de lleno en un caso que sigue dando mucho que hablar?

-Sí, dale. Mejor. Tengo entendido que además del acto donde, como pocas veces en la historia política local participaron el presidente, la gobernadora y los principales candidatos junto a los referentes y postulantes locales y de la región, hubo una reunión a solas de Macri con Gay ¿No?

-Sí. Antes del acto, el presidente, la gobernadora y el intendente Gay mantuvieron una reunión de 20 minutos en una sala especialmente acondicionada en la Base Espora, donde incluso pudo verse la bandera de Bahía Blanca.

-Me imagino que tendrás algunos detalles de un encuentro del que no trascendió demasiado.

-Por supuesto, si bien hubo bastante hermetismo y no existió comunicado oficial, me enteré que allí se repasaron los principales temas de la ciudad.

-Bueno, andá largando data entonces...

-Mirá, según pude saber, el jefe comunal le hizo un resumen de la situación económica y social de la ciudad, de los avances de la obra pública y de los proyectos para los meses venideros, pero también le habría pedido por alguna obra importante que debe aprobar Nación.

-¿Cuál?

-Otro plan Hábitat para barrios vulnerables. ¿Tenés presente el que se está haciendo en Villa Nocito y Vista Alegre? Bueno, se trata de una nueva obra para otros tres barrios, por alrededor de 120 millones de pesos, y que también va a significar una real mejora en la calidad de vida de muchos bahienses que hoy no viven en las mejores condiciones.

-¿Y el presi qué dijo?

-Tomó nota y se interesó por el avance de los parques eólicos, por temas de puerto y el polo industrial y reiteró su total apoyo a la gestión bahiense, al igual que la gobernadora Vidal, cuyo diálogo con el intendente es permanente.

-¿No hablaron del multimillonario proyecto que Dow estudia realizar en el Polo Petroquímico. Un proyecto que según el mismo presidente sería la inversión privada más fuerte de su gestión?

-Sí, y Macri dijo que estaba siguiendo personalmente el tema y que marchaba bien. Gay, por su parte, los invitó en una próxima visita a recorrer el espacio de innovación Infinito por Descubrir, que se inauguró en Santa Fe y Fitz Roy y que constituye un gran motivo de orgullo de la administración bahiense.

-¿Y del acto en sí?

-No mucho más de lo que dijeron “La Nueva.” y LU2. Todos terminaron contentos, por la concurrencia, por el ambiente y por la impecable organización en la que trabajo un grupo grande, sobre todo de la juventud de Cambiemos bajo la batuta de la senadora Moirano y la supervisión del ministro de Seguridad, Gustavo Ferrari, quien llegó un día antes a la ciudad. Todo esto en el marco de una campaña por demás austera a nivel local, donde ni siquiera hay carteles de candidatos oficialistas.

-¿Dejó algo más la visita del último viernes?

-Sí. A la hora de analizar el futuro local y el rol del puerto bahiense, tanto desde el gobierno nacional como provincial coincidieron en destacar la tarea que viene realizando el ingeniero Pablo Pussetto al frente del Consorcio de Gestión, a quien valoran por su capacidad y dedicación.

-Bueno, muy completo, aprobaste.

-Se agradece, pero ahora sí, volvamos al otro hecho relevante de la semana que pasó. El caso Barragán y cuyo impacto en la gente quedó demostrado incluso en la marcha del jueves, que superó largamente las mil personas. ¿Estuviste en la movilización?

-Sí, acompañé el reclamo de justicia, tan necesario por estos tiempos.

-¿Y te llamó la atención algo de lo que viste o escuchaste?

-Una de las cosas que más me emocionó es que a la importante columna de gente que venía marchando desde el Noroeste se le sumaron, al llegar al centro, otros dos numerosos grupos que estaban a la espera en las esquina del Banco Nación, en Estomba y Moreno, y frente a la sede de la Fiscalía, en Estomba 127. Todos se juntaron en medio de un cerrado aplauso que estremecía.

-Lo bueno, en medio de tanta desgracia, es que, a diferencia de lo que sucedió en 2009 con el caso Pelayes, esta vez no hubo que lamentar incidentes.

-Es cierto. La gente está igual de caliente, reclama dureza en las leyes y mayor rigor judicial, aunque esta vez se calmaron los ánimos de entrada. Cuando iba a partir la marcha, en la esquina del comercio, había algunas personas enardecidas, entre ellas una mujer que reclamaba el tradicional “que se vayan todos...”, pero un amigo de la familia Barragán, con muy buen tino, pidió a viva voz que el camino fuera en paz, sin promover incidentes. Y así fue.

-Todo esto duele porque se trata de una vida de 31 años que se truncó cuando su hija tiene apenas siete meses.

-Sí. Y con proyectos para progresar. Me comentaron que Ramiro tenía idea de cerrar el negocio que atendía con sus hermanos porque llevaba más de 10 años trabajando de 12 a 14 horas diarias y que estaba cansado. Tenía una propuesta de trabajo con una menor carga horaria y la parte de la venta del polirrubro que le hubiese correspondido la iba a destinar a terminar de refaccionar la casa que hace poco tiempo había comprado para disfrutar con su mujer y la pequeña Luna. De hecho, Ariel, el más grande de los Barragán, lo ayudaba con la pintura en el nuevo hogar.

-Respecto del caso. ¿Puede ser que haya algunos temas que, al menos a esta altura de la investigación, llamen la atención o me equivoco?

-No. No te equivocás. Hay un par de temas que son llamativos. Uno me lo comentó un allegado a los Barragán, me dijo que prácticamente todos los días, entre las 19 y las 20 o 20.30, era común que una pareja de rondines de la policía (los identificó como “los celestes”, en referencia a la Policía Local) detenía su recorrido en las puertas de la escuela secundaria que está sobre Líbano, a media cuadra de la despensa.

-No me digas que...

-Sí. Es lo que me dicen, que esa noche no anduvieron por ahí, al menos sobre la hora del asalto.

-¿Y qué otro dato te asombró?

-El segundo robo, o “algo por el estilo”, en la casa de la mujer policía a la que el 30 de junio le habían sustraído el arma reglamentaria con la cual le dispararon a Ramiro.

-¿Por qué decís “algo por el estilo”?

-Porque esta vez entraron, desordenaron todo y, al parecer, no se llevaron nada. En ese momento, la uniformada declaraba en la fiscalía, según dicen.

-¿Y qué querés decir? ¿Qué fue un “mensaje”?

-Mmmm. No sé. Lo único que pregunto es a cuántos policías de la ciudad les entraron a robar en sus viviendas dos veces en apenas un mes. Y además me parece que no es una buena propaganda...

-¡Tal cual!

-Cambiando de tema, te cuento que el otro día escuché a algunos funcionarios de Cambiemos quejándose sobre la polémica que se generó en el Parque Noroeste. Decían que el conflicto por la instalación de una compactadora de vehículos en terrenos de Rondeau al 900 estaba incentivado por algunos sectores de la oposición.

--Mirá, a mí me contaron que el tema generó fuertes debates internos en el gobierno municipal. Incluso que el dato sobre la instalación de la compactadora en ese lugar se filtró desde el municipio por algún integrante del gabinete que opinaba que la idea era una locura.

--¿En serio?

--Sí, e incluso pude ver que algún que otro allegado a funcionarios de Gay se quejaron y pusieron resistencia a esa idea a través de las redes sociales. Hablaron de “tozudez estatal”, entre otras cosas.

--Bueno, pero lo cierto, según salió a aclarar el secretario de Gobierno, Fabio Pierdominici, es que no se iba a esparcir chatarra en ese espacio, sino un depósito provisorio de autos secuestrados.

--Sí, pero sabés lo que me dijo un amigo que entiende cómo funcionan las cosas en el ámbito público: “En el Estado, lo provisorio se hace permanente”. Y tiene razón.

--Después de todo ese ruido el intendente Héctor Gay llamó a algunos vecinos y decidió dar marcha atrás: incluso les prometió que iba a colaborar para extender el Parque Noroeste ¿Podemos decir que el tema está cerrado?

--Sí, por el momento, si. Esperemos a ver qué pasa después de las elecciones.

--¿Y dentro del gabinete, cómo quedaron las cosas?

-Bueno, habrá que seguir con atención cómo sigue esta historia, pero te llevo para otro tema que tras las primarias del próximo domingo seguramente va a levantar mucha polvareda...

-Contame.

-Salarios municipales. El ambiente se está calentando en los sindicatos de la región, por lo que se espera un segundo semestre picante en materia de reclamos.

-La mayoría de los gremios, según recuerdo, había logrado incrementos superiores a esa media del 19% que impuso el gobierno bonaerense a principio de año.

-Sí, de hecho algunos cerraron el 20% por el primer semestre, o para el período marzo-septiembre. El tema es que, como vos sabés, llegaron las facturas de gas de los primeros meses fríos y, te lo digo tal como me lo expresó un referente gremial de la zona, “se pudrió todo”.

-¿Para tanto es la cosa?

-Mirá, el intendente de Pringles, Carlos Berterret, ya recibió días atrás una carta del gremio Fesimubo pidiéndole que reabra la Mesa de Diálogo. En esa nota los referentes sindicales reconocieron que el acuerdo logrado en marzo fue “justo y razonable”, pero de la misma forma le dejaron en claro que “el impacto de las últimas facturas de gas y luz ha destruido el poder adquisitivo” de la gente. Y fueron más allá: hablaron de boletas de gas de hasta 5 mil pesos, lo que -enfatizaron- equivale al salario básico de los trabajadores. Te puedo confirmar que varios jefes comunales han recibido notas similares.

-Y claro, con esos números en danza...

-Al parecer, el tema llegó a la federación y desde allí les dieron vía libre para negociar un acuerdo que permita recomponer un poco los salarios. Ni cortos ni perezosos, varios gremialistas ya arrancaron.

-¿Tenés alguna data de por cuánto irán en el segundo semestre?

-Algunos aventuran entre un 10% y un 15% más por todo concepto, para cerrar el año en el 30% o por encima, pero otros van por mucho más. Para muestra basta un botón: en Puan los tironeos arrancaron con un pedido del 30% y una oferta del 5%, y hoy se debate en torno al 26% escalonado hasta diciembre. Según el gremio, la semana próxima terminarán de definir qué respuesta le van a dar al intendente Facundo Castelli, porque ese 26% no les cierra del todo.

-¿Cuánto habían logrado en el primer semestre?

-Un 21,5% al básico, por lo que, si se suma la nueva oferta, llegarían casi al 48% en el año.

-Pero la inflación...

-Sí, ya sé lo que me vas a decir, que entre enero y junio fue de algo menos del 12%, según mediciones de organismos confiables como el CREEBBA.

-Entonces no se entienden los porcentajes que están pidiendo...

-Mirá, para entender un poco hay que meterse en los salarios de los municipales y ver los básicos. En algunos casos, subas del 20% han representado 1.200 o 1.300 pesos en mano... y los aumentos de los servicios han sido muy superiores a eso.

-¿Y desde las comunas qué panorama ven?

-Gris oscuro a negro. La capacidad de respuesta es limitada, por lo que ya están mirando para arriba para ver qué posibilidades hay de recibir alguna mano.

-¿Son optimistas?

-Mmm... no mucho. Varios distritos de la región ya recibieron ayuda o anticipos de coparticipación para pagar el aguinaldo de junio, ya que con lo que tenían no les alcanzaba, así que no creen que el dinero siga fluyendo en la medida en que necesitan para atender gastos corrientes.

-¿Se viene un nuevo cierre de año con Aportes del Tesoro Nacional o compensación de partidas para cumplir con el pago de sueldos?

-Todo indica que sí.

-Bueno, ¿tenés algo más?

-No. Insaciable. Pagá y nos vemos la semana que viene…

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias