EDITORIAL

Orgullo judicial

La Justicia suele estar en el medio de innumerables críticas. Lentitud, falta de compromiso de algunos magistrados, decisiones reñidas con el sentido común, garantismo desemedido, etc. Por supuesto, ese Poder -quizá el que en última instancia más influye en la vida particular de las peronas- tiene también aciertos y, afortunadamente, no pocos de esos aciertos ocurren en el ámbito de nuestra ciudad.

El último dato alentador aquí se conoció recientemente, y tiene que ver con la Cámara Federal de Bahía Blanca, un órgano judicial de enorme importancia e histórico prestigio.

Según el Centro de Información Judicial, la Cámara Federal bahiense fue el tribunal de su tipo y también del fuero nacional que más sentencias dictó en el país durante 2016. Y esto a pesar de que desde hace un año y medio cuenta con solo un cargo titular, el que ocupa con total solvencia, de acuerdo a los resultados, el doctor Pablo Candisano Mera.