Android recargado: ajustalo como vos quieras

INVESTIGÁ Y LO VAS A ENCONTRAR

Android recargado: ajustalo como vos quieras

2/12/2017 | 07:59 | A diferencia de iOS, Google ofrece una serie de libertades para que nuestra experiencia de usuario sea lo más parecida posible a la que alguna vez soñamos.

Android recargado: ajustalo como vos quieras

RedUsers

Según quién sea el fabricante de nuestro teléfono y la compañía operadora que nos ofrezca el servicio, la versión y las actualizaciones de Android pueden variar. Por lo general, cada fabricante de dispositivos tiene su propia distribución de Android que, además, varía de operador en operador.

Nos centraremos en las funciones y los trucos generales de Android, que deberían funcionar en la mayoría de los dispositivos. Hay que aclarar, sin embargo, que algunas funciones pueden ser bloqueadas por los operadores locales.

La versión más nueva del sistema operativo, que es la séptima, se llama Nougat, aunque todavía no es la más difundida. También conocida como Android N, esta versión está disponible para los teléfonos de más alta gama, principalmente, los Nexus y Pixel, por lo que, si bien vamos a mencionar algunas de sus características, para esta nota vamos a enfocarnos en la versión más popular, Android Marshmallow (M).

Nougat

Entre las características más novedosas de la versión Nougat con respecto a las anteriores podemos encontrar la tan esperada multiventana, una solución que nos permite ejecutar dos apps en paralelo y ver lo que está pasando en ambas.

Otra novedad destacable es el llamado modo Realidad Virtual, una característica especial en la que la configuración general del teléfono se ajusta especialmente para funcionar con el sistema de realidad virtual de Google, Daydream.

Para revisar la versión de Android que está instalada en nuestro dispositivo podemos ir a [Configuración/Acerca del teléfono/Versión de Android].

El juego oculto

Siguiendo con la sana costumbre de los desarrolladores de esconder juegos secretos en aplicaciones y sistemas operativos, Marshmallow cuenta con el suyo.

Para acceder a él debemos presionar reiteradamente sobre [Versión de Android], lo cual disparará su logo. Si mantenemos presionado el logo mismo, veremos aparecer la pantalla de la versión Marshmallow de Flappy Bird, el juego en el que se inspira el huevo de Pascua de Android.

Echando raíces

Seguramente, hablando de Android, hemos oído mencionar el término root, del inglés raíz. Rootear el dispositivo significa, simplemente, habilitar permisos de administrador o superusuario.

Estos permisos habilitan la posibilidad de instalar y configurar ciertas aplicaciones y servicios que requieren acceso a componentes del sistema que en condiciones normales están limitados al material preinstalado.

Si bien rootear el dispositivo no es inherentemente peligroso, nos permite hacer modificaciones sobre la configuración de Android que podrían generar ciertos problemas, en caso de equivocarnos.

Una aplicación con permisos root puede borrar o compartir información de nuestro dispositivo sin que lo sepamos. Además, algunos fabricantes consideran el rooteo del equipo como una modificación al firmware que anula la garantía, por lo que debemos estar seguros de que queremos o necesitamos hacerlo antes de llevar adelante el proceso.

Existen diversas aplicaciones para rootear un dispositivo. Algunas son para hacer el trabajo directamente desde el dispositivo, mientras que otras requieren conexión a una computadora para efectuarlo.

Reiniciar en modo seguro

Entre tanto instalar y desinstalar aplicaciones, en ocasiones puede pasar que alguna de las aplicaciones se mantenga en segundo plano y no podamos cerrarla ni desinstalarla. La opción es reiniciar el dispositivo en modo seguro y, luego, desinstalar la aplicación problemática. Android solo va a cargar y ejecutar las aplicaciones del fabricante, y nos permitirá desinstalar cualquier aplicación.

Para poder acceder debemos presionar y mantener el botón de [Encendido/apagado] hasta que veamos la pantalla con la opción de apagar, y luego, presionar y mantener el botón de la pantalla hasta que aparezca el texto de [Modo seguro] en el extremo inferior izquierdo. Una vez que el dispositivo se reinicie, nos avisará que está en modo seguro. Las apps volverán a estar disponibles.

Instalando aplicaciones de terceros

En algunos casos puede ocurrir que queramos instalar una aplicación que sabemos que es compatible con el dispositivo, pero que, por no ser de confianza del fabricante, no está en Google Play Store.

En este caso, y para poder completar la instalación, lo primero que debemos hacer es habilitar la opción de instalar aplicaciones de terceros.

Para ello, iremos a [Configuración/Seguridad] y, una vez allí, buscaremos la opción [Fuentes desconocidas], que activaremos. Esto nos permitirá instalar aplicaciones desde otras fuentes que no sean el Play Store.

Por lo general, para completar la instalación descargaremos un archivo instalador que luego ejecutaremos.

Siempre hay que ser extremadamente cuidadosos con este tipo de aplicaciones. Normalmente, las apps del Play Store son curadas y deben cumplir ciertos requerimientos, pero de las aplicaciones de terceros no tenemos ninguna garantía.

No diremos qué instalar o qué no instalar en nuestros dispositivos, pero sí debemos recordar que tenemos que ser responsables.

Sobre todo, dada la inmensa cantidad de información personal que todos tenemos en los teléfonos inteligentes. En estos tiempos en los que almacenamos fotos, información, videos y todos los contactos, nuestra vida pasa en un gran porcentaje por la pantalla del smartphone.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias