Consejo Federal de Comercio Exterior: hacia la inserción inteligente de Argentina en el mundo

Consejo Federal de Comercio Exterior: hacia la inserción inteligente de Argentina en el mundo

25/11/2017 | 07:00 | En el encuentro realizado en la Capital Federal y al que asistió Lisandro Ganuza, nuestro país se planteó una estrategia de tres ejes para incorporarse al comercio global en los próximos años.

Consejo Federal de Comercio Exterior: hacia la inserción inteligente de Argentina en el mundo

Lisandro Ganuza (izq.), presidente del Ente Zona Franca Bahía Blanca-Coronel Rosales, presente en el Consejo Federal de Comercio Exterior.

   Se realizó en la ciudad de Buenos Aires la reunión anual del Consejo Federal de Comercio Exterior que organiza la Secretaría de Comercio del Ministerio de Producción de la Nación.

   La reunión fue dirigida por Miguel Braun, secretario de Comercio; Fernando Premoli, secretario de Integración Productiva; Shunko Rojas, subsecretario de Comercio Exterior; y Pablo Lavigne, director nacional de Facilitación de Comercio Exterior. También participaron Carolina Cuenca, directora de Exportaciones; Esteban Marzorati, director de Importaciones; y representantes de las provincias. Por Buenos Aires estuvieron Beatriz Guerra, directora de Exportaciones; y Lisandro Ganuza, presidente del Ente Zona Franca Bahía Blanca - Coronel Rosales.

   En el encuentro se planteó la persecución de una estrategia para una inserción inteligente de nuestro país en el comercio global, que constará de la incorporación de Argentina a la OMC, a la OCDE y la designación de presidencia del G20 para 2018.

   “El trabajo que tenemos por delante los que estamos acá es fundamental para avanzar en el objetivo de reducir la pobreza en Argentina. El comercio internacional fomenta el crecimiento y la posibilidad de exportar permite a las empresas aumentar su escala de producción e invertir para producir más y generar más empleo”, dijo el secretario de Comercio durante la apertura del encuentro.

   “En el año 2015, según el Banco Mundial teníamos la quinta economía más cerrada del mundo, mientras que en estos dos años se han realizado graduales pero importantes avances para que nuestras empresas puedan adaptar sus modelos de negocios a la competitividad, no solo local, sino también global. La Argentina tiene grandes desafíos por delante como superar tanto los costos sistémicos como los logísticos, impositivos y financieros”, analizó Ganuza.

   Durante la jornada se mostraron los avances desarrollados en procesos de desburocratización con impacto inmediato en la baja de costos y plazos, destacándose las herramientas de comercio exterior, la VUCE (Ventanilla Unica de Comercio Exterior) y finalmente la financiación a la oferta exportable.

   El director de Importaciones, Esteban Marzorati, habló de los CIBU (Certificados de Importación de Bienes Usados) y del RUMP (Registro Único del Ministerio de Producción), sobre los que explicó que mientras que en el 2015 se hicieron 225 trámites que demoraban en promedio unos 500 días, en el 2016 se aumentó a 305 con una demora de 150 días y finalmente en 2017 se hicieron 1.342 RUMP con un plazo de entrega de 30 días.

   La Dirección de Origen de Mercancías del Ministerio de Producción hizo hincapié en los avances en digitalización de procesos en materia de comercio exterior, anticipó que a partir de junio de 2018 los certificados de origen serán solo digitales (COD) y que en una prueba piloto el Ministerio de Producción había canalizado unas 1.400 certificaciones digitales. “Hay que tener en cuenta la necesidad de avanzar rápidamente en los procesos de digitalización dado que, por ejemplo Brasil ya hace en formato COD el 20 % de los certificados y se prevé que para el segundo semestre de 2018 hará lo propio con el 100 %”, agregó el presidente del Ente ZFBBCR.

   Hoy la Dirección de Origen de Mercancías está trabajando no solo en los COD (Certificados de Origen Digital) que a través de una declaración jurada online sirven para acreditar su origen y la composición del producto, sino también en las Verificaciones de Origen que son utilizadas para condiciones de preferencias y acciones antidumping.

   Finalmente, Carolina Cuenca y su equipo de la Dirección de Exportaciones presentaron los avances en materia de importación temporal, la importación de líneas de producción y finalmente el Sistema Generalizado de Preferencias (SGP).

   “La importación de líneas de producción puede ser de nuevas o usadas, y las mismas se pueden afectar a subprocesos y no a la totalidad de la planta, teniendo siempre en cuenta que al menos el 20 % debe invertirse en bienes de origen nacional. Tiene los beneficios de arancel cero de importación y una demora de tres semanas para el envío del certificado y no más de seis meses para la resolución final. Además, un avance muy importante que compartió la doctora Cuenca fue la posibilidad de utilizar para el pedido de los distintos certificados un informe técnico por ingeniero matriculado, que puede ser de planta”, amplió el abogado.

   Finalmente, en el encuentro se presentaron los avances y objetivos próximos de la Ventanilla Unica de Comercio Exterior y el servicio Exporta Simple, que son los grandes desafío para el comercio exterior argentino en el 2018.

Estrategias para insertar al país en el comercio global

   1. Dentro del marco de “inserción inteligente”, la Argentina se incorporará a la OMC, a la OCDE y detentará la presidencia del G-20 en 2018.

   2. Celeridad en trámites de importación. Mientras que en 2015 tardaban 500 días, en la actualidad la demora bajó a 30.

   3. Nuevos certificados de origen. Argentina busca imitar a Brasil, que en 2018 tendrá digitalizado el 100 % de los mismos.

Mustang Cloud - CMS para portales de noticias