Aplausos.

ENTREVISTA CON LA ARTISTA

Tiempo de dejarse llevar por las "Visiones de luz"

22/06/2014 | 06:38 | Una semana más, permanecerá la muestra de Ileana Cerato.

Tiempo de dejarse llevar por las "Visiones de luz". Aplausos. La Nueva. Bahía Blanca

Foto: Archivo La Nueva.

Por María Inés Di Cicco / mdicicco@lanueva.com

Una semana más, permanecerá la muestra de Ileana Cerato "Visiones de luz", en la casona que la UNS posee en avenida Alem 925.

Inauguró el miércoles pasado con 66 obras que, en el amplio recorrido por las amplias salas de la Casa de la Cultura, condensan una trayectoria de 20 años en las artes plásticas.

"La última vez que expuse en Bahía Blanca fue en 2003, en el SUM del Bahía Blanca Plaza Shopping, y luego de eso no hubo ocasión de hacer una muestra completa, no porque no quisiera, sino porque se fueron presentando alternativas para llevar mi obra Buenos Aires y la espera se fue prolongando, sin contar los días", dice Ileana.

Sencilla, sonriente, diáfana en sus expresiones a pesar de su confesa timidez, esta cerrense residente en nuestra ciudad admite que "mucha gente cree que ya no vivo en Bahía Blanca, en parte porque no realizaba muestras, y en parte porque prefiero visitar las de otros artistas cuando pasó el murmullo de la vernissage y la obra está allí, sola, en completo silencio, o acompañada únicamente por su autor. Entonces, sí, me acerco, porque así es como la disfruto, en intimidad. Ese momento de diálogo con la obra es único", asegura.

En cambio, invita a visitarla en el espacio que el Club Argentino le cedió en el tercer piso del edificio de Colón y Vicente López, donde tiene su taller y ofrece clases, los martes y jueves, de 17 a 21.

"Me encanta cuando la gente se acerca a conocer la obra en vivo. Hay quienes han comprado las reproducciones de mis obras, pero nunca conocieron los originales. Por eso me hace feliz que se acerquen y, por qué no, se animen a empezar su propia obra.

"Doy clases en otros espacios, pero éste, en particular, tiene ese dejo de bohemia parisina que le da la arquitectura del edificio", sonríe.

--¿Qué siente el público ante tu obra?

--La gente habla de una espiritualidad que trasciende a la imagen; de una sensación de placidez en el diálogo con la obra.

"Quizás tenga que ver con que practico meditación antes de abordar mi trabajo. Yo necesito mantenerme serena y concentrada frente al caballete durante horas. Si no fuese así, haría otro tipo de cuadros".

#LaNuevaEncuesta.